Análisis de CrossfireX



Aún recuerdo cuando Remedy anunció CrossfireX, su próximo first person shooter creado con el mismo motor de Control y de mi favorito personal, Quantum Break… o bueno, esa era la parte que yo conocía por aquel entonces, ya que en algún punto del camino me perdí el hecho de que Crossfire era un título multijugador el cual era muy popular en los móviles de China, y que aparentemente iba a expandirse a consolas con una versión creada por los mismos desarrolladores.

Esto en un principio no me causó mucha preocupación, al final del día «es Remedy, y se que lo que vayan a hacer, seguramente me va a gustar» me decía a mi mismo, olvidando en el proceso que el juego no era de ellos. Así y todo me mantuve expectante, esperando la campaña con ganas, dejando que el fanboy de Remedy que mantengo encerrado bajo llave y candado en mi interior grite de vez en cuando, antes de darle dos o tres hostias para que se calme, a la vez que miraba el calendario, esperando por aquel gran día.

Bueno, ese día llegó, CrossfireX se estrenó, y sin duda alguna fue un estreno desastroso, con un multijugador a medio hacer, problemas de servers y con una campaña que en un principio no se podía jugar si eran usuarios de Game Pass, pero que al final resultó en una experiencia entretenida y mediocre en el mejor de los casos.

Las campañas por su parte enfocan su historia en el conflicto entre las compañías militares de Global Risk y Black List, siendo estos últimos los malos malotes, y los primeros los buenos para los cuales trabajamos. Aquí interpretamos a un escuadrón de 3 soldados, osea Hall, Moralez y Randall, los cuales tras la muerte de su compañero Cavanaugh a manos de un insurgente controlado por Black List, emprenden una búsqueda incansable para encontrar a Steiner, pieza importante en el rompecabezas que es esta organización, y asesino de nuestro compañero. Poco es el tiempo que pasa hasta que nuestros protagonistas descubren que Cavanaugh quizás no esté tan muerto como pensábamos, ya que por lo visto puede comunicarse con Hall a través de los sueños, utilizando algo conocido como el Catalizador.

Por desgracia la campaña no cuenta con nada realmente especial y por lo mismo termina sintiéndose bastante genérica, incluso a pesar de que el ADN narrativo de Remedy se puede ver claramente, tanto en los extraños aspectos de ciencia ficción, como en algún que otro giro argumental, aunque al final del día no deja de ser tan interesante y complejo como un episodio de La Rosa de Guadalupe.

Pero bueno, antes de entrar de lleno en cada uno de los apartados principales del juego, debo aclararles que en este análisis pienso hacer las cosas distintas. Por desgracia, tanto el multijugador como las campañas, realmente se sienten como dos productos totalmente diferentes, y por lo mismo, hablar de los dos como iguales no me parece lo correcto. Es por eso que está vez dentro de cada sección, pienso separar lo que es campaña, de lo que es multijugador, así puedo ser claro y de paso, nadie se confunde.


Apartado técnico

Campaña

La campaña por su parte cuenta con un apartado técnico bueno y malo por partes iguales. Por un lado contamos con un muy buen uso del motor Northlight, el cual si bien no está a la altura de los visto en Control o Quantum Break, es innegable que se ve bastante bien gracias no solo a este, sino también a la buena dirección artística con la que cuenta el juego, la cual lo hace sentir parte de los universos anteriormente mencionados. Por otro lado, contamos con un problema que ya se encontraba presente en las versiones de Xbox One(en dónde desarrollé este análisis) de Quantum Break y Control: la lenta carga de texturas y de los modelos de alta calidad. Este igualmente no es un problema que ocurre con absolutamente todo a nuestro alrededor, pero si es uno que dice presente en casi todo el juego, y que llegó a hacer que ciertas secciones las juegue por completo con armas que parecían sacadas de Quake 2, y enemigos sacados de la beta de Battlefield 2042, además de que efectos como el fuego de las armas, a veces aparecen como una textura cuadrada bastante fea. 

Análisis de CrossfireX - Entra en el mundo del cuádruple conflicto entre Global Risk, Black List, la falta de originalidad y las ganas de más en CrossfireX, un título tan decepcionante como poco interesante.

A nivel sonoro contamos con una experiencia que no destaca, y que sin dudas me dejó sabor a poco. Las actuaciones de voces están bien(en español latino), pero en varios momentos se pueden llegar a sentir un poco sobreactuadas, o incluso inexpresivas, como si el actor leyendo las líneas no supiera el contexto de la situación, por lo que recomendaría jugarlo con el audio en ingles. Lo peor de este apartado igualmente, es que durante los momentos en los que el juego pasa a modo «Bullet Time»(más sobre esto luego), los diálogos no reducen su velocidad, sino que empiezan a cortarse como si fuera una conversación por zoom en pleno año 2020.

El juego además viene con textos y audio totalmente doblados al español, y cuenta con un rendimiento bastante estable en Xbox One, en donde más allá de lo que ya mencioné sobre las texturas y demás, casi no cuenta con caídas de frames notables, aunque es innegable que existen algunas que suelen aparecer por aquí y por allá.

Multijugador

En cuanto al multi, lo resumiría todo en la siguiente frase: Se siente como un port de un juego de móviles. Visualmente no es de lo peor que vi en la vida, incluso creo que algunos niveles se ven dentro de todo bien, pero sin dudas que es bastante decepcionante. La diferencia entre la campaña y el multijugador a nivel técnico es abismal, algo que sorprende al darnos cuenta que este último utiliza Unreal Engine, un motor que sin dudas no tiene nada que envidiarle al Northlight de Remedy. Así y todo, es debido principalmente a la no tan interesante y simplista dirección artística, que este juego se siente tan flojo a nivel visual, en donde las flojas animaciones y diseños de personajes, la genérica y algo fea interfaz de usuario y finalmente, un mal uso del Unreal Engine, condenan esta experiencia a una no tan agradable (aunque tampoco vomitiva) a nivel visual.

Análisis de CrossfireX - Entra en el mundo del cuádruple conflicto entre Global Risk, Black List, la falta de originalidad y las ganas de más en CrossfireX, un título tan decepcionante como poco interesante.

En cuanto a lo sonoro, nos encontramos con un título 100% genérico, cuyos efectos se sienten que ya los escuchamos en otros 40 juegos diferentes, al igual que la música, y que sin dudas no ayudan a sumar en una experiencia que de por sí, es bastante floja.

A nivel técnico se podría decir que funciona bien, aunque en Xbox One cuenta con una resolución claramente baja, además de servidores del chino(nunca mejor dicho), los cuales constantemente me regalaban lag del bueno, pero que con el paso de los días puedo decir que sin dudas mejoraron bastante.


Jugabilidad

Campaña

Algo que a día de hoy sigo sin entender es como Remedy, conocida por locuras como Quantum Break, Alan Sale, Max Payne y sobre todo Control, terminó desarrollando una experiencia tan genérica como lo son las dos campañas de CrossfireX, las cuales poco tienen del ADN tan característico de la desarrolladora. Para empezar contamos con un desarrollo de las campañas totalmente lineal, el cual poco hace para destacar o sentirse diferente. Podremos saltar apuntar con la mira, tirar granadas, agacharnos, deslizarnos, atacar cuerpo a cuerpo e intercambiar entre las dos miras de nuestras armas a elección(Si es que contamos con un arma que lleve 2 miras). Básicamente es como jugar Modern Warfare 3, pero con la posibilidad añadida de deslizarnos. En este sentido, quizás lo único especial en donde pude decir «esto si se siente parte de Remedy», es la habilidad de «Bullet Time» la cual nos permitirá ralentizar el tiempo a nuestro alrededor, requiriendo de varios segundos de espera entre uso y uso. Lo mejor de este modo, es que cuenta con muchísimo estilo propio gracias a que cada vez que disparemos, apuntemos con la mira o recarguemos, el tiempo se moverá normal, algo que da una sensación de «tiempo intermitente», que en lo personal no recuerdo de ningún otro juego. Además contamos con varios cambios de perspectiva durante las misiones, los cuales nos harán saltar entre soldado de asalto, el pesado y el francotirador, aunque sin mucha diferencia entre uno y otro(a excepción de las armas iniciales). Quizás el francotirador sea el único que destaca en ciertos momentos, gracias a que existen 2 o 3 momentos en particular los cuales nos permitirán controlarlo dentro de una posición estratégica, en la cual nos podremos mover con relativa libertad para ofrecer mejor cobertura a nuestros compañeros.

Análisis de CrossfireX - Entra en el mundo del cuádruple conflicto entre Global Risk, Black List, la falta de originalidad y las ganas de más en CrossfireX, un título tan decepcionante como poco interesante.

Fuera de esto, el juego se siente tan clásico y simple como es posible, con enemigos genéricos los cuales no requieren de estrategia alguna(aunque cuentan con una buena IA, la cual hará que estos nos rodeen e incluso avancen sobre nosotros), una variedad de armas relativamente pobre en la primer campaña(aunque en Espectro esto mejora un poco), y secciones de torreta sin nada nuevo ni interesante que ofrecer. Igualmente, esto no es lo peor de todo, ya que por algún extraño motivo Remedy dividió la campaña en 2 partes, conocidas como Operación Catalizador y Espectro, de 3hs y 2hs de duración respectivamente, y a las cuales deberemos acceder a través de dos menús por separado, con sus respectivas pantallas de carga, como si el multijugador, Catalizador y Espectro fueran 3 juegos separados. Esto es lo que para mí terminó de matar una experiencia que si bien no es fantástica, cuenta con un gunplay entretenido y una campaña que cual CoD, podría ser rejugada por aquellos que disfrutamos de esta clase de títulos, pero que sin dudas pierde bastante valor al enfrentarse a la relación peso-duración, y a lo innecesariamente rebuscado que es el acceso al singleplayer.

Multijugador

El multijugador por su parte es raro, ya que se encuentra dividido en 2 tipos de gameplay relativamente diferentes, los cuales me hicieron sentir que pasaba de jugar un CoD del chino, a un Counter Strike del chino. En total contaremos con 5 modos de juego, los cuales se encuentran repartidos en 2 secciones: Moderno y Clásico. Moderno por un lado incluye 2 modos de juego, osea Detonación y Captura de Punto, y nos permitirá no solo apuntar con la mira de las armas, sino también comprar mejoras pasivas e incluso trajes especiales los cuales nos darán ciertas ventajas en la partida. Esto igualmente no viene sin sus problemas, ya que las mejoras pasivas solo nos permiten comprar tres mejoras permanentes para la partida actual, por lo que una vez adquiridos no podrán ser cambiados, algo bastante extraño a decir verdad ya que igual podremos seguir accediendo al menú de mejoras durante todo lo que reste de partida. Los trajes por otra parte nos permitirán ganar habilidades como detección de ritmo cardiaco, camuflaje óptico e incluso subfusiles duales que vienen acompañados de un brutal aumento de vida, los cuales podremos comprar con los puntos de experiencia obtenidos durante la partida, aunque cuidado al hacerlo, ya que estos se encontraran activos durante la vida actual.

Análisis de CrossfireX - Entra en el mundo del cuádruple conflicto entre Global Risk, Black List, la falta de originalidad y las ganas de más en CrossfireX, un título tan decepcionante como poco interesante.

Clásico por otra parte nos quitará todo esto(incluido el apuntar con la mira y correr), ofreciendo una experiencia un poco más parecida a lo que podríamos ver en un Counter Strike, aunque con menos gracia que las fotos de tu ex con su novio nuevo. No podremos comprar armas ni trajes, el “Time to Kill” se siente demasiado bajo(algo que igual ocurre en todos los modos), y peor aún, cuenta con los modos en los que más cuesta encontrar partida.  

Análisis de CrossfireX - Entra en el mundo del cuádruple conflicto entre Global Risk, Black List, la falta de originalidad y las ganas de más en CrossfireX, un título tan decepcionante como poco interesante.

Pero bueno, ya que mencionamos el tema de modos de juego, estos son los que de momento tiene disponibles CrossfireX:

Moderno

Detonación(también Disponible en Clásico): Un equipo controla la bomba, el otro deberá evitar que sea plantada en los puntos estratégicos. Es el modo de toda la vida que ya vimos en cosas como Counter Strike, aunque con poco de su magia original.

Captura de punto: Modo dominación en dos partes. Durante la primera mitad debemos alcanzar la mayor cantidad de puntos posibles capturando zonas. Durante la segunda deberemos escapar a otra sección del mapa para intentar hacernos con el último punto y de esta manera intentar hacernos con la partida o incluso dar vuelta el resultado.

Análisis de CrossfireX - Entra en el mundo del cuádruple conflicto entre Global Risk, Black List, la falta de originalidad y las ganas de más en CrossfireX, un título tan decepcionante como poco interesante.

Clásico

Espectro: Quizás el modo más interesante. Parecido a Detonación, pero con el equipo atacante camuflado y utilizando solo cuchillos. Estos podrán moverse lentamente para no ser detectados, o arriesgarse a ir a toda velocidad para que el camuflaje deje de funcionar al 100%. El equipo defensor cuenta con acceso a todo el equipo normal.

Duelo a muerte por equipos: Nada bueno a destacar. No podemos apuntar con la mira de hierro, y no cuenta con habilidades pasivas ni trajes especiales.

Nano: A mi también me gustaría saber de qué va este modo, ya que nunca pude encontrar una partida. 

Desafortunadamente, los modos que se supone deberían ser más «tácticos», como Detonación o Espectro, lejos están de sentirse así, en especial porque nuestro único método de comunicación es el chat de voz, no contando con algún sistema de marcado inteligente como el visto en Alex Legends, el cual seguramente hubiera mejorado un poco la experiencia. Y esto no es lo único decepcionante, ya que a diferencia de la campaña, aquí no podremos deslizarnos al correr, ni utilizar dos tipos de mira distintos, sin olvidarme de que la interfaz de usuario es bastante fea, que por algún motivo el botón de granada no es el mismo que en la campaña(generándome algo de confusión hasta que me acostumbre) y la que sensibilidad de la mira deja bastante que desear, teniendo que aumentar bastante sus números como para permitir movimientos veloces pero controlados.

Por ultimo, algo que tristemente no podía faltar en un multijugador de la actualidad son las microtransacciones, con las cuales no suelo tener problema, siempre y cuando no rompan el ritmo del juego y no nos quieran cobrar 400 dólares por un par de skins(si, te estoy viendo a ti Valorant… te estoy viendo a ti). Desgraciadamente este juego se pasa por la región genital una de estas dos reglas: la de no romper el juego. Cada arma disponible en el multijugador, sin contar las 3 que vienen por defecto(M4, AK y Scar-H), deben ser compradas con mi edad in-game antes de poder ser utilizadas. El problema con esto es que la tasa de obtención por partida es bastante baja(solo 20-30 gp por partida), algo claramente pensado para favorecer la compra premium de esta moneda, ya que cada arma cuenta con un valor de 2500 GP aproximadamente, por lo que tardaríamos bastante en hacernos con gran parte del arsenal de querer hacerlo solo jugando el juego. Esto no hace más que empeorar al encontrarnos con jugadores que pudieron acceder a armas como la Gatling, la cual sin dudas está rota como mi relación con ella, y que no ayudan ni un poco a tener una buena y justa experiencia.

Análisis de CrossfireX - Entra en el mundo del cuádruple conflicto entre Global Risk, Black List, la falta de originalidad y las ganas de más en CrossfireX, un título tan decepcionante como poco interesante.


Duración

La campaña en este aspecto es bastante decepcionante, ya que como mencioné anteriormente se encuentra separada en dos partes y con duraciones dispares. Operación Catalizador se encuentra rondando las 3hs – 3:30hs de duración, mientras que Espectro ronda la 1:30hs – 2hs. El problema con esto es que si bien en total son unas 5 horas, las mismas casi ni se sienten debido a que debemos jugarlas por separado(casi como si de dos juegos distintos se tratara) y por lo mismo termina haciéndonos sentir que le faltó algo, aún técnicamente no sea así. Para empeorar las cosas, ambas campañas cuentan con una rejugabilidad casi inexistentes, ya que más allá de contar con varias dificultades y coleccionables que no resultan nada interesantes, no existe mucho más para hacer. Incluso aunque sean como yo, y disfruten de volver a jugar cosas como Call of Duty por ejemplo, es probable que en este caso se les vayan las ganas gracias a lo realmente corta que se siente la experiencia. Y antes de que lo pregunten, no, ni siquiera los logros pueden salvar a este título, gracias a que los pocos con  los que cuenta, están enfocados únicamente en el multijugador.

El multijugador por otra parte, se puede volver repetitivo y aburrido muy rápidamente, gracias a que de momento cada modo cuenta solamente con un mapa, los cuales en su mayor parte no se sienten realmente interesantes, exceptuando de esto solo al modo captura de punto, ya que eso de de tener que escapar a otra zona a la mitad de la partida resulta bastante entretenido.

Análisis de CrossfireX - Entra en el mundo del cuádruple conflicto entre Global Risk, Black List, la falta de originalidad y las ganas de más en CrossfireX, un título tan decepcionante como poco interesante.


Conclusión

CrossfireX es un juego… complicado. Su campaña por un lado resulta entretenida, aunque genérica y poco original (agregando 2 o 3 autos de alta gama, podría hacerse pasar como parte de la saga Fast & Furious), además de que su multijugador si bien se presta para algunos momentos entretenidos, cuenta con una clara falta de contenido, un diseño artístico que quizás no es feo, pero que es inferior al trabajo al que Remedy acostumbra y una jugabilidad que palidece en comparación con otros exponentes del género.

Este es un juego que difícilmente podría recomendar, incluso a aquellos que como yo, disfrutan de una buena y corta sesión de tiroteos dentro de una campaña estilo CoD, ya que el hecho de tener que instalar casi 50gb para poder jugar una campaña que a duras penas alcanza las 5 horas, que se encuentra dividida en dos partes, y que solo me da ganas de reinstalar y volver a jugar por vigésima vez Modern Warfare 2, realmente no vale la pena. Igualmente, al contar con un multijugador free to play, y con la primer parte de la campaña dentro de Game Pass, pueden probarlo sin costo adicional para ver por cuenta propia si a ustedes les gusta o no, pero de nuevo repito, no creo que deban gastar el tiempo y mucho menos en el dinero en esto.

Análisis de CrossfireX - Entra en el mundo del cuádruple conflicto entre Global Risk, Black List, la falta de originalidad y las ganas de más en CrossfireX, un título tan decepcionante como poco interesante.

Mejor aprovechen y vayan a jugar Taiko No Tatsujin o Dreamscaper… o incluso Halo Infinite, o Rainbow Six Extraction…o qué tal Unreal Tournament 99, CSGO, Warzone, Rainbow Six Siege! O también podrían jugar a Metal Gear Rising o Doo…(El redactor asistente decidió parar de escribir llegado este punto. El redactor principal se pasó las siguientes dos horas mencionando juegos más entretenidos que CrossfireX. Pude probar varios de ellos en Game Pass. No me arrepentí. El fanboy interior recibió tres hostias tras gritar con rabia que “estábamos equivocados”, ya que Remedy es perfecta y nunca se equivoca. A día de hoy seguimos esperando que despierte de las hostias.)

Análisis de CrossfireX - Entra en el mundo del cuádruple conflicto entre Global Risk, Black List, la falta de originalidad y las ganas de más en CrossfireX, un título tan decepcionante como poco interesante.

5
Decepcionante

Lo Mejor

  • Las campañas resultan entretenidas si saben disfrutar de experiencias sencillas
  • La IA de los enemigos no está tan mal

Lo Peor

  • Que la campaña esté injustificadamente dividida en 2
  • Las 2 campañas se sienten muy simples en cuanto al gameplay
  • Tener que instalar si o si el multijugador para jugar a las campañas
  • Multijugador Clásico y Moderno ¿PARA QUE? No tiene sentido
  • Los problemas de lag y glitches
5 Apartado Técnico
6 Jugabilidad
4 Duración
Facebook Twitter E-mail
Alexis

El loot como vicio permanente, y los Hack n Slash como cura momentánea. Fan de Metal Gear Solid. Lo que mas me importa es la diversión y disfrutar mientras que dure, lo demás pasa a segundo plano generalmente.