Phil Spencer prefiere mejorar la tasa de frames a la resolución en los próximos títulos