Análisis de Microsoft Flight Simulator



Por sorpresa, Xbox presentó durante el E3 2019 Microsoft Flight Simulator de la mano de Asobo Studios. Este es un simulador de vuelo que, tras más de 14 años, veía la luz con una nueva entrega donde el apartado técnico brilla por su calidad y mimo.

A lo largo de estos meses hemos visto múltiples vídeos donde se detalla el desarrollo del juego, desde los aviones en si hasta los aeropuertos. En todos ellos se veía como la calidad que buscaban no era pequeña. Todo esto lo podemos ver reflejado en la versión final del juego, donde podremos ir por todo el mundo a nuestra elección, donde el único limite que habrá es nuestra capacidad de vuelo. A fin de cuentas, se trata de un simulador, por lo que el realismo necesario será muy importante.


  Síguenos en Google News
Impresionante - ¡Comparte!    

De 30 a 40 aviones y 20 a 30 aeropuertos serán los que tengamos disponibles en función de la versión que decidamos comprar. En cualquiera de los casos, todas las ventajas de climatología en tiempo real y las características ofrecidas por Azure y satélites de más de 65000 fuentes estarán disponibles. Además, gracias a Xbox Game Pass, las oportunidades de probar todo esto serán mayores que nunca.


Apartado técnico

Lo primero cuando pensamos en un juego de aviación es el propio avión. Es obviamente uno de los puntos en los que Asobo ha dedicado más tiempo y mimo dentro de Microsoft Flight Simulator. La calidad visual y opciones disponibles dentro del avión, en la cabina del conductor, serán enormes. Por supuesto, en una avioneta simple habrá muy pocas acciones, mientras que en el Boeing 747 o en el Boeing 787 será una barbaridad. No todos los botones que vemos se pueden pulsar, pero si es cierto que muchos de ellos si.

Si no estamos cómodos conduciendo desde la cabina, que es más realista pero menos cómodo para ver el paisaje o para llevar el avión libremente, podremos contar con la vista externa. Esto nos da un plano más general, con los diferentes parámetros a tener en cuenta para el avión, pero pudiendo ver el suelo, las nubes y el cielo.

Sobre el suelo es donde peor apartado técnico vamos a tener. Es un juego centrado única y exclusivamente en el vuelo, no podemos esperar muchos recursos dedicados a esto, y de hecho sabiendo lo que requiere para jugar tampoco lo queremos, pero como estemos muy cerca se ve borroso. Desde el aire la vista general del bosque, montaña o ciudad será muy bonito, pero de cerca deja que desear.

Este juego utiliza satélites e información de diversas fuentes para poder ofrecer la mayor exactitud posible. Si contamos con buena conexión, el tráfico aéreo, la climatología y todo lo que tenga que ver con el vuelo puede ser en tiempo real. Si por el contrario estamos con una peor conexión, se nos pasará a un modo donde todos los parámetros estarán preestablecidos y podremos volar sin problema.

Sobre el rendimiento, es importante saber el equipo que tenemos y los requisitos que pide Microsoft Flight Simulator. En nuestro caso hemos utilizado un i7-9700, 16 GB de RAM a 2400 MHz y una Nvidia RTX 2060. Esto nos ofrece la segunda configuración más alta posible, aunque por supuesto podremos ajustarlo a nuestra conveniencia. Para la pantalla hemos contado con una 4K, que todo en su conjunto muestra que no es la mejor combinación para jugar cómodamente. Funcionará y se verá genial, pero habrá que ajustarlo de la mejor forma a nuestro equipo.

Microsoft Flight Simulator estará disponible en castellano completamente, al menos en los textos. Toda la interfaz estará localizada al español, aunque por supuesto las medidas y sistemas usan los nombres oficiales independiente del idioma. Las voces, aunque hay pocas, estarán disponibles en inglés únicamente, algo lógico teniendo en cuenta que es el ‘idioma oficial’ del aire, requiriendo los pilotos un altísimo nivel de inglés para interpretar todas las indicaciones.


Jugabilidad

En Microsoft Flight Simulator podemos encontrar dos modos de uso principales, con teclado y ratón o con mando. Este es el punto donde más diferencia vamos a encontrar mayor diferencia entre los jugadores. En el caso del teclado y ratón será más complicado de utilizar para algunos detalles, necesitando un mayor control para girar. Como punto positivo, podremos realizar la aceleración, desactivar los frenos, y otras acciones utilizando los mandos disponibles.

Aun así, será mucho más fácil e incluso agradable el uso del mando. Los controles no serán tan excesivos, facilitando su uso para contar con un uso cómodo, que seguramente veremos tal cual en la consola cuando acabe saliendo. Al final lo más adecuado sería que cada uno probase ambos métodos siempre que sea posible y se quede con aquel que le resulte más cómodo. Al menos a nosotros, el hecho de utilizar los números 4,6,8 y 2 para conducir el avión es mucho menos intuitivo y claro que el joystick del mando, pero para gustos hay variedad.

Si nunca hemos jugado a ningún juego, o no sabemos como se juega directamente, podemos acceder a unas sesiones de entrenamiento. A través de 8 tutoriales diferentes nos van a enseñar todo lo que podemos esperar de los vuelos. Despegar, aterrizar, estabilizarnos en el aire o saber conducir será lo que aprendamos en los primeros 4. No son difíciles y están muy guiados, cosa que se agradece, pero que seguramente sintamos más difícil cualquiera de los desafíos o el vuelo libre. Volar no va a resultar nada fácil, y habrá que estar atentos un gran rato, pero es muy satisfactorio despejar o aterrizar sin problemas, incluso cuando la situación es peligrosa.

Informe del tutorial Microsoft Flight Simulator

Respecto a los desafíos, serán pequeñas pruebas que nos permiten obtener una puntuación en función de como lo hagamos, pudiendo crear algunas competiciones con amigos, o simplemente querer ser de los mejores del top y mejorar nuestra técnica. Hay dos categorías diferentes, con retos de aterrizaje y vuelos de larga distancia. Los primeros serán muchos más cortos y dinámicos que los vuelos. En una situación concreta con unas condiciones, tendremos que aterrizar el avión con éxito en la pista.

Desafio de aterrizaje completado, puntuación y clasificación

No van a ser retos fáciles, aunque si es cierto que de los 24 de aterrizaje habrá algunos más complejos que otros, pero tampoco es frustrante. Esto es un punto muy importante dentro de un juego, y es que contar con diversión aunque fallemos no lo logra cualquiera, y se agradece. Están muy bien hechos, y la idea de que sean cortos ayuda a repetirlos sin problema por si fallos. Los que si serán más tediosos por todo lo que implica serán los vuelos de larga distancia, requiriendo que estemos más tiempo delante de la pantalla. En este caso habrá únicamente 3 disponibles.

Este es el contenido inicial del juego, aunque si es de esperar que poco a poco añadan más desafíos o contenido para mantener vivo este aspecto. Aparte de los retos online, mantener vivo el juego con desafíos rápidos se agradecerá, y está por ver el soporte que den tras el lanzamiento. Sobre este soporte, está claro que veremos contenido creado por la comunidad, así como más aviones/aeropuertos disponibles. Habrá un mercado disponible, que de momento solo cuenta con la expansión a las versiones más caras, pero que ya cuenta con múltiples filtros y opciones. Veremos que añaden, cuanto cuesta y si vale la pena, pero todo parece indicar que el soporte será más que bueno.

Mercado de Microsoft Flight Simulator

Por último, contamos con el vuelo libre. Este es el modo más natural que podamos encontrar. Seleccionamos un inicio, un fin y las condiciones del vuelo. Podremos elegir una hora concreta, la hora real, el clima que deseemos o si queremos que sea por streaming. Por último, podremos elegir entre todos los aviones disponibles. Una vez sepamos si queremos un avión o una de las avionetas, podremos configurar si se dañará algo, el nivel de combustible o muchos parámetros que nos pondrán retos autoimpuestos y harán más divertido el jugeo en si.

Este modo es el que menos atractivo puede tener para una persona cualquiera, pero a la vez es uno de los fuertes de Microsoft Flight Simulator. No es para todos, pero podremos recorrer el mundo entero con cualquiera de los aviones, o casi cualquiera. A pesar de no estar todos los aeropuertos del mundo, si tendremos muchas opciones y podremos ver todas las ciudades que deseemos.

Una vez hayamos realizado progresos, podremos ir a nuestro perfil, donde veremos nuestro hangar para ver todos los detalles e historia de un avión, nuestro diario de abordo para saber que viajes hemos hecho y las estadísticas. A mayores, tendremos las estadísticas de nuestro perfil, donde podremos ver los desafíos completados, el vuelo máximo y otras características sobre nuestro desempeño en Microsoft Flight Simulator.


Duración

En este tipo de juegos hablar de duración es un poco complicado, y es que a fin de cuenta no hay que olvidar que se trata de un simulador, por lo que el realismo es muy importante, y seremos nosotros los que decidamos cuanto nos va a durar. Solo con los desafíos y el tutorial ya contamos con una gran cantidad de opciones si no queremos dejarnos llevar por nuestra imaginación.

Habrá que ver como continúa el desarrollo de Microsoft Flight Simulator, en caso de que haya más desafíos a la par que nuevos aviones tanto oficiales como el soporte de la comunidad. Xbox Game Studios ha creado un juego que puede ser disfrutable por cualquiera durante muchas horas, pero que hay que saber que el realismo y estar horas volando es algo que va a ocurrir.

Pista de aterrizaje y aeropuerto de Microsoft Flight Simulator

Si estamos de acuerdo con esto, vamos a tener un gran juego por delante, y si no es el caso, podemos contar con los desafíos que nos darán varias horas de juego, sobre todo hasta que nos hagamos a controlar sin problema los aviones.


Conclusión

Microsoft Flight Simulator es una delicia visual. Es muy divertido jugarlo cuando sabemos como, o incluso más concretamente si usamos el mando salvo que contemos con experiencia detrás. No es un punto negativo el teclado y la control con este, solo que requerirá de una mayor dificultad y tiempo de adaptación. El mando es el método más cómodo y sencillo para aprender a jugar. 

Una maravilla audiovisual - ¡Comparte!    

La calidad del cielo, las nubes y el avión en si es maravilloso. Del avión podremos contar con la cámara externa en la que controlaremos y veremos el avión desde fuera, o podremos usar la cámara de la cabina. Esta cabina está detallada hasta el último milímetro, con botones accionables en la parte superior, inferior y todo el cuadro de mandos.

Pilotando dentro de la cabina Microsoft Flight Simulator

Ese nivel de detalle y de mimo no lo vamos a encontrar en cualquier juego, y ya seas casual o amante de estos juegos, es muy fácil que te quedes asombrado por todo lo que ofrece Microsoft Flight Simulator.  Por supuesto, si nos acercamos al suelo no vamos a ver reflejado el mismo nivel. Comprensible cuando pensamos en que la mayor parte del tiempo estaremos en el aire, y desde el aire el suelo y las ciudades se ve precioso, pero se hubiese agradecido más.

Torres de Madrid de cerca de noche en Micosoft Flight SImulator

Los tiempos de carga de Microsoft Flight Simulator son muy largos. Es comprensible que todos los parámetros a tener en cuenta haga que tarde en generarse, pero se hace aburrido tener que esperar tanto. Es posible que el tener el juego a 4K con todo en calidad alta pueda influir al tener altas cargas de trabajo, pero si es cierto que se ha hecho algo complicado. 

Para el jugador que espera este tipo de juegos y sabe lo que es, va a ser muy divertido y hasta seguramente se pasen las horas volando. Si por el contrario somos más “casual”, es muy probable que acabemos aburriéndonos. En este caso, el soporte de Asobo y Microsoft en cuanto a contenido nuevo, desafíos y más será muy importante. Aun así, gracias a Xbox Game Pass podremos darle una oportunidad a Microsoft Flight Simulator e incluso disfrutar de un rato de retos de aterrizaje, que no llevarán más de 10/15 minutos.

*Gracias a Xbox España por habernos proporcionado el material necesario para la review.

9.3
IMPRESCINDIBLE

Lo Mejor

  • Nivel de detalle en el cielo, avión y nubes
  • Sombras
  • Cantidad de contenido
  • Tutorial cuidado y claro de entender
  • Desafíos de aterrizaje

Lo Peor

  • Tiempos de carga
  • Calidad del suelo cuando estamos cerca
9.3 Apartado Técnico
9 Jugabilidad
9.5 Duración
Facebook Twitter E-mail
Pablo Oraa Lopez

Desde pequeño con Nintendo y una Xbox para las grandes horas de juego. Si me tengo que quedar con un juego, Halo 3 conquistó mi corazón.

Deja una respuesta