Análisis de Hellfront: Honeymoon

Los juegos de estrategia son muy variados, e incluso es uno de esos géneros donde de entrada podría parecer cualquier otro, justo antes de obligarnos a pensar para alcanzar nuestro objetivo. Esto es lo que ha pasado a Hellfront: Honeymoon, un juego que de entrada puede parecer simple y que tardaremos muy poco en completarlo, pero que es un claro ejemplo que las apariencias engañan.

Hellfront: Honeymoon no es un juego con una historia profunda, simplemente se trata de una serie de mapas aleatorios donde dos o más equipos se enfrentarán entre sí para hacerse con el control del mapa y derrotar a todos los enemigos. Para ello, viajaremos a diferentes planetas con visuales completamente diferentes.

Se trata de un juego que se centra principalmente en las misiones y poder jugar con o contra uno o más amigos, en función del modo de juego que elijamos. Se nota que su objetivo es pasar un rato entretenido, y que cumple con lo que promete, aunque no nos va a ofrecer mucho más.


Apartado técnico

Por lo general, los gráficos del juego son bastante bonitos y agradables de ver. Son muy simples y no debemos esperar nada especial, pero que cumplen. Además, la ambientación de cada mundo nos introducirá en el juego y nos hará querer saber que hay a continuación tras una gran cantidad de niveles.

El jugador dispone de una voz que oiremos cuando le disparen. Es un detalle curioso que se agradece y le da mucha vida al juego. Además contaremos con una voz que actuará de “narrador” que informará de los jugadores restantes en la partida cuando eliminen a uno, logros en la conquista y dominación de un jugador cuando se destruya una gran cantidad de edificios juntos.

Un problema que podemos encontrar en este juego es que en muy contadas ocasiones se buguea al derrotar al último enemigo, no dando por finalizada la partida y obligarnos a salir del modo de juego y reintentar el nivel. Esto es muy molesto, sobre todo en partidas largas y que nos haya costado poder completar una vez. Aún así, tendremos la experiencia de haberlo completado, y nos costará mucho menos. 

Por suerte, es algo que solo nos ha pasado un par de veces es los 75 niveles del juego, por lo que no es un fallo muy grave, pero que sí hay que tener en cuenta que puede ocurrir. Esperemos que lo puedan solucionar lo antes posible, o que haya sido algo aislado y solo hayamos tenido mala suerte.

Hellfront: Honeymoon llega completamente traducido al castellano, aunque es cierto que se apoya principalmente en lo visual para explicarse. Aún así, cada modo de juego y las diferentes opciones de la pausa las encontraremos en nuestro idioma.


Jugabilidad

Aprender a jugar nos resultará especialmente sencillo, teniendo en cuenta que vamos a usar como máximo 4 botones y los dos sticks del mano. Una vez sepamos como funciona tanto la torreta como las barricadas, el auténtico reto será decidir nuestra estrategia dentro del propio juego, para lo que es ideal la táctica de prueba y error.

Duelo a muerte

Este es el modo multijugador del juego, en el que entre dos y cuatro personas en local pelearán entre si en un mapa aleatorio de los posibles para ver quien es el mejor en la partida. Es un duelo a ver quién consigue antes que el resto ganar tres veces, en tres mapas diferentes. Cada uno utilizará un color que, como podemos ver en el tráiler, son rojo, blanco, verde y azul.

Hellfront: Honeymoon

Es sencillo, rápido y un modo de juego que podremos utilizar un par de veces, en función de cuantos amigos y como nos lo hayamos pasado al jugar, pero no es un modo que nos ofrezca una gran variedad. Podría haber sido más interesante si contásemos con CPU que juegue para completar los 4 personajes, haciendo las partidas diferentes y que no se haga tan repetitivo.

Misiones

Este es el modo al que más provecho vamos a sacarle al juego, y que ocupará la mayor parte de nuestro tiempo. Se trata de un tutorial y 3 mundos repletos de niveles y quebraderos de cabeza que nos harán pensar que estrategia seguir y cómo actuar en consecuencia.

El tutorial se trata de una serie de niveles que nos enseñarán los controles, a romper el escenario y ganar cada misión. Además, nos enseñará a controlar la maraña de criaturas que salen cada vez que destruimos uno de los edificios. Aunque puede parecer una tontería, es algo que nos resultará especialmente útil.

Una vez lo hayamos completado, se nos abrirá el primer mundo, que tendrá el nombre de Honeymoon, y será el más corto de todos con apenas 15 niveles. En este nos encontraremos con los primeros niveles, que serán los más fáciles y que nos harán llevarnos una impresión diferente de Hellfront: Honeymoon.

La dificultad del título es mayor de lo que podríamos esperar, y es que a partir del nivel 8 del Honeymoon aproximadamente, los desafíos serán mucho más difíciles, requiriendo de varios intentos para poder completarlos.

Hellfront: Honeymoon

Los otros mundos contendrán 30 niveles cada uno y desde el principio vamos a necesitar la estrategias que vamos a seguir. Podemos ser más agresivos e ir a destruir lo máximo posible sin permitir a tus enemigos avanzar.

La otra estrategia será mucho más calmada y segura, y es que se trata de evitar que te vean, ya sea escondiéndote o dirigirles creando barracones o torretas atrayendo su atención y evitando que pasen por tu lado. Una vez hecho esto podremos atacar tranquilamente cuando dejen de aparecer soldados. Salvo que nos pongamos en su punto de mira o creemos uno de los edificios posibles, estos nos ignorarán por completo.


Duración

Este juego va a durar principalmente la que tardemos en completar las emisiones. Una vez entendamos el juego y como queremos enfocarlo será más rápido, lo que implica que no nos lleve sus horas. En todas las 75 misiones divididas en los 3 mundos nos ha llevado poco más de 8 horas, muy sorprendente para lo que podíamos pensar en un inicio.

Cada misión tiene 3 estrellas de clasificación, en el que podemos ver que lo ideal es una duración por misión de entre 1 y 4 minutos. Aún así, tendríamos que conseguirlo la primera vez que lo hiciésemos, algo que es prácticamente imposible, haciendo que lo repitamos. Por supuesto, hay una clasificación mundial, personal y de amigos que podemos intentar batir y estar en la cima, aunque algunos tiempos son de vértigo. Para que nos hagamos una idea, solo el 1,71% ha logrado 3 estrellas en todos los mundos.

Hellfront: Honeymoon


Conclusión

Es un juego sencillo, entretenido y desafiante. Puede no ser el típico juego en el que nos fijemos, aunque para cambiar de aire junto a su precio de 9,99€. Lo más interesante es, sin duda, la cantidad de desafíos que nos ofrece en sus tres mundos. Lo mejor es que solo ocupa 1,14 GB, muy poco espacio y fácil de mantener.

Si consiguiesen evitar que pudiese pasar que no detectase el fin de la partida, sería ideal y no podríamos encontrar otro fallo relevante, haciendo la experiencia más divertido e interesante.

*Gracias a Thunderful Games por habernos proporcionado el material para la review.

6.5
ENTRETENIDO

Lo Mejor

  • Curva de dificultad
  • Fácil de aprender
  • Imposición de una estrategia de juego para ganar

Lo Peor

  • En ocasiones nos toca repetir la partida por culpa del juego
  • Modo multijugador aburrido
5 Apartado Técnico
6.5 Jugabilidad
8 Duración
Pablo Oraa Lopez

Desde pequeño con Nintendo y una Xbox para las grandes horas de juego. Si me tengo que quedar con un juego, Halo 3 conquistó mi corazón.

Análisis de Hellfront: Honeymoon

por Pablo Oraa Lopez tiempo de lectura: 5 min
0