Análisis de Second Extinction (Game Preview)



El pasado mes de mayo de 2020 Microsoft celebró el primer Xbox Game Showcase, donde nos mostró algunos de los juegos que llegarían a Xbox Series X y Xbox Series S en los próximos años. Una primera hornada de títulos que estaban listos para sacar todo el potencial de la consola. Entre ellos, y con permiso de juegos como Darktide o The Ascent, destacó Second Extinction, el nuevo shooter cooperativo de Avalanche Studios.

Un título que aúna dos propuestas clásicas en los juegos y que, por alguna extraña razón, vemos bastante poco. Y sí, hablamos de dinosaurios a los que debemos abatir a base de vaciar cargadores. Desde el primer momento, el juego mostró su potencial con una propuesta cooperativa con hasta dos amigos más, con quiénes debemos cooperar para completar determinados objetivos en cada misión.

Acción cooperativa a raudales - ¡Comparte!    

Ahora, casi un año más tarde de su anuncio, Second Extinction aterriza en Xbox Series X|S y Xbox One como Game Previeew (en PC lleva ya disponible varios meses), además de estar incluido en Xbox Game Pass. El objetivo del estudio, como ellos mismo han afirmado, es crear una gran base de jugadores con la que crecer juntos, mejorando y evolucionando el título y con la que crear algo único.

Cabe destacar que, como hemos mencionado, el juego está aún en fase de Game Preview. Por ello, este análisis representa la versión actual del juego, a mayo de 2021, por lo que podría cambiar en el futuro, tanto para bien como para mal. Sin embargo, y como iremos desgranando en el análisis, el título ha salido con un nivel más ue aceptable y que le augura un futuro brillante.


Apartado técnico

Second Extinction hace gala desde el primer momento de un gran apartado técnico. Nosotros hemos tenido la ocasión de probarlo en las tres plataformas en las que está disponible, Xbox Series X|S, Xbox One y PC. Y, salvo la versión de Xbox One que sufre más como ahora os detallaremos, el título de Avalanche cumple con creces.

Cuenta con un apartado gráfico bastante impresionante en las tres versiones, con una gama de colores algo apagada, pero acorde con la temática y la situación del juego. Además, nos encontramos con un entorno bastante oscuro, lleno de cuevas, y en el exterior con paisajes nevados. Sobre esto, dependiendo del momento en el que iniciemos misión, podemos encontrarnos con que está nevando en el mapa o no. Al menos de momento no tenemos clima dinámico ni ciclo de día y noche, pero sí que podemos realizar misiones a la luz de la luna o con el astro rey en lo alto del cielo.

Entrando en profundidad en el apartado técnico por plataformas, en Xbox Series X, consola de nueva generación en la que lo hemos jugado, nos encontramos un rendimiento excelente, con 60 fps sólidos y estables, sin apenas caídas. Además, el juego va a 4K en todo momento.

En PC también se ha probado y el resultado es bastante bueno, al menos con el hardware que se ha usado, siendo una RTX 2060 y un Ryzen 5 3600 mientras rendía a 1080p con los gráficos en “alto”, manteniéndose por encima de los 60 fps en todo momento y sin que se aprecie algún tipo de caída en el rendimiento.

Por desgracia en Xbox One es donde se nota más el estado de acceso anticipado del juego, ya que funciona a 30 fps y en la mayoría de los encuentros con dinosaurios se nota como el rendimiento cae a la mitad, lo que hace difícil el luchar contra los enemigos, por lo que necesita con urgencia parches que lo mejoren en general, ya que en esta generación, por ahora no recomiendo jugarlo. 

Eso sí, tenemos que remarcar que nos hemos encontrado con algún bug molesto. En especial en una misión de la campaña, ya que no se abre una puerta que nos da acceso al final de la misma. Un error molesto por que imposibilita acabar el objetivo. Además, en más de una ocasión el juego se nos ha colgado o nos ha expulsado de la partida, obligándonos a reiniciar de nuevo. Aunque es de justicia señalar que ha pasado la menor de las veces, además de contar con la opción de poder reincorporarnos a la partida con nuestros amigos sin ningún tipo de problema.

Por último, señalar que el juego cuenta con crossplay entre versiones, incluyendo entre PC y consolas, y que funciona más que correctamente, siendo fácil e intuitivo jugar partidas y misiones con nuestros amigos de cualquier plataforma.


Jugabilidad

En cuanto a la jugabilidad, nos encontramos con un buen FPS que cuenta con varias mecánicas interesantes. Lo primero que tenemos que señalar es que antes de partir a cualquier misión tenemos la ocasión de elegir con qué héroe queremos jugar y personalizar nuestro equipo. En cuanto a las armas principales y secundarios tendremos entre dos y tres opciones a elegir para ajustar el personaje a nuestro estilo de juego. Contamos con lanzagranadas, miniguns, escopetas, ametralladores o subfusiles. Un buen arsenal digno de cazadores.

Por otro lado, también podemos selecciones nuestros accesorios, desde el tipo de granada a los recursos que solicitamos como apoyo. Estos van desde munición, estimulantes o pedir bombardeos aéreos. Con todo ello, podremos configurar nuestro arquetipo de exterminador teniendo en cuenta las habilidades únicas de cada personaje. Estas serán siempre dos activas y una pasiva, que nos permitirán conseguir un chute de adrenalina, colocar vayas electrificadas o cargar hacia delante con todo nuestro peso.

Una vez que tengamos elegido a nuestro personaje, será la hora de darle caza a los dinosaurios. De momento nos podemos enfrentar a cuatro tipos de criaturas: raptores, triceraptors, Tyranosaurios Rex y anquilosaursios (más conocidos como cola de martillo). Pero no son solo cuatro criaturas, ya que cada cuenta cuenta con versiones mutadas. Sobre todos los Raptors, entre los que podemos encontrar versiones que escupen veneno, eléctricos que nos pueden cegar e inmovilizar, otros con una coraza extremadamente dura y resistente… Una buena variedad de enemigos que nos harán la vida imposible.

Por que no solo valdrá con disparar a lo loco (aunque habrá ocasiones en lo que sea lo único que podamos hacer), si no que tenemos que encontrar la manera de hacer frente a cada criatura. Para ello, tendremos que buscar sus puntos débiles y encontrar una estrategia a seguir según la característica o cualidad de cada tipo de enemigos. Así, mientras que los raptores cuentan con su alto número y lo más eficaz es disparar a los que más cerca estén, para derrotar a un anquilosaurio tendremos que conseguir darle la vuelta primero, para así exponer su punto débil a nuestro arma.

Dejando de lado las mecánicas más jugables, nos adentramos en el tipo de misiones que nos podemos encontrar. Estas son bastante variadas y van desde capturar con vida a un número determinado de raptores hasta conseguir robar x número de huevos, pasando por recuperar suministros. Completando todos estos objetivos, y matando dinosaurios, conseguiremos recursos con los que podremos mejorar tanto las armas como desbloquear nuevas. 

El nivel de las armas es curioso y bastante caro en recursos, por lo que el título nos invita a seguir jugando si queremos conseguir esa mejora que deseamos. En cuanto al sistema en sí, solo podremos aplicar diez mejoras a cada arma, pero tendremos que desbloquear primero los diez espacios y luego ir desbloqueando el árbol de cada habilidad de cada arma donde podremos seleccionar ya la mejores que queremos aplicar. Un sistema ingenioso y que, de nuevo, nos permite acoplar y adaptar cada elemento a nuestra forma de jugar. 

Y un apunte, esencial pensamos, es que el título no cuenta con ningún tipo de microtransacción que nos permita conseguir más recursos de manera rápida o abundante. Todo lo contrario, no hay nada del estudio en Second Extinction y todo debemos conseguirlo por nosotros mismos.


Duración

Second Extinction cuenta con un modo campaña en el que podremos hacer frente a seis misiones independiente. Completarlas todas nos llevará entorno a las 6-8 horas, aunque dependerá, y mucho, de nuestra habilidad y del nivel de dificultad que seleccionemos. Un nivel de dificultad que no nos pondrá las cosas fáciles en ninguna de sus vertientes (normal, difícil y extremo), siendo un desafío constante.

Además, tenemos también el modo exploración. Este es un modo de juego en el que podemos estar cientos de horas completando objetivos a lo largo y ancho del mapa, además de ir dando caza a los dinosaurios. Con todo ello, el título de Avalanche nos ofrece una buena cantidad de horas de diversión de cacería con nuestros amigos, además de contar con una buena dosis de logros que desbloquear. Por que sí, a pesar de estar aún en Game Preview y a diferencia de otros títulos, Second Extinction ya cuenta con sus correspondiente 1000G para desbloquear.


Conclusión

Second Extinction aterriza en Xbox Series X|S y Xbox One de la mejor manera posible. Más tratándose de un Game Preview, que llegue bastante bien pulido y con buen contenido. Eso sí, quizás echamos en falta la inclusión de algún otro tipo de dinosaurio (el juego pide a gritos bestias aladas) y algún modo de juego más(en el horizonte está planeado un modo horda que le sentará como anillo al dedo).

Left 4 Dinosaurs - ¡Comparte!    

Pero no debemos olvidar justamente eso, que hoy en día es aún un juego en progreso. Con todo ello, lo que nos ofrece es de gran calidad y contenido, con decenas de horas de entretenimiento y diversión. Y sobre todo, gratificante. Por que esa es la sensación que tienes cuando avanzas y empiezas a mejorar y a acabar con los dinosaurios de manera más creativa.

Sin duda, el punto de Second Extinction es bastante bueno. Si siguen por este camino, cuando llegue su versión final, será un auténtico juegazo cooperativo.

8.5
MUY BUENO

Lo Mejor

  • Diversas mutaciones en los raptors.
  • El sistema frenético de juego.
  • Un mapa amplío con multitud de misiones y cosas por hacer.

Lo Peor

  • Fallos de rendimiento en la versión de Xbox One.
  • Cuelgues y bugs molestos.
8 Apartado Técnico
9 Jugabilidad
8.5 Duración
Facebook Twitter E-mail
JGBassols

Mi vocación fue siempre la arqueología, pero por azares del destino termine enamorado de la Egiptología. Pero, sobre todo, soy periquito y gamer. Además, soy amante de las buenas historias. Si no me ves estudiando, estaré con un mando y una aventura en la consola.

Deja una respuesta