Una nueva tecnología podría reducir el peso de las descargas en Xbox Series X