Phil Harrison afirma que Microsoft ha hecho una recuperación fantástica