La saga Tekken vende más en Europa y Norte America que en Japón