Dos juegos muy muy esperados ya son retrocompatibles con Xbox One desde hoy