Análisis de Sherlock Holmes: Chapter One



Mis aventuras con los títulos de Sherlock Holmes comenzaron en el Mega-CD con el juego “Consulting Detective”, una aventura de aquellas FMV que eran tan populares en aquellos días. Es increíble ver en retrospectiva cómo avanzaron los juegos del personaje creado por Sir Arthur Conan Doyle, y hablar del popular detective en este mundo es también hablar de los irlandeses de Frogwares que con este Sherlock Holmes Chapter One han producido ya la friolera de nueve juegos basados en la franquicia. 

Un Sherlock más joven simboliza una aventura renovada - ¡Comparte!    

Chapter One, a diferencia de las entregas anteriores del estudio, nos pone en la piel de un joven Sherlock, bastante más inexperto, un tanto más desagradable en sus respuestas y cuya aventura es mucho más personal que en otras ocasiones. Otro componente que distingue a esta entrega sobre las anteriores es que el juego se expande hacia un mundo abierto con misiones secundarias en constante desarrollo que aparecen mientras resolvemos otros misterios y que, en algunos casos, se encuentran diseminadas por toda la ciudad. 

La aventura, ambientada en el siglo 19, comienza en el barco que transporta a este Sherlock casi adolescente a la isla ficticia de Cordona, en el Mediterráneo, donde el protagonista le dará un último adiós a la tumba de su madre. A nuestro lado tendremos al personaje de Jon, que uno podría inferir que se trata del leal Watson, pero que en cambio es un amigo imaginario de Holmes que nos acompañará por toda la aventura comentando cosas bastante poco útiles y remarcando nuestros errores en un diario. Es muy posible que, siguiendo los acontecimientos literarios de Sherlock, en esta edad del futuro detective, Watson estaría en el servicio militar.

Desde el momento en que llegamos a la isla, ya en el hotel encontraremos nuestro primer misterio para resolver, un robo que deviene en asesinato y en el que, como era de esperarse, tendremos un rol primordial para la resolución y el arresto de los culpables. 

Vamos a ver qué tal están tu habilidad analítica y tu lógica, dos armas que serán las más usadas en esta producción, aunque si piensas que no empuñaras un buen revolver, te estarás equivocando como podrás ver a lo largo de este análisis. 


Apartado técnico

La ambientación en la isla de Cordona es un cambio total de escenario para una franquicia que está asociada en el colectivo popular a las nubladas calles de una Londres victoriana o a las ciudades más pobladas del Reino Unido durante esos días. Aquí, en el sol del Mediterráneo, se puede ver el gran trabajo y la evolución del equipo de desarrollo en la que es, sin lugar a dudas, su apuesta más fuerte hasta la fecha. 

El diseño de los personajes es exquisito en todo sentido, las animaciones faciales y los constantes cambios de cámara durante las cinemáticas refuerzan de forma excelente todos los aspectos que la historia quiere destacar, sin sentirse artificiales en ningún momento. Dentro de este mismo apartado debo decir que el look de este joven Sherlock dista mucho de cómo me imagino que sería el de un joven adinerado de esa época y parece más un cantante de pop coreano situado en ese período histórico que otra cosa, pero esto no deja de lado todos sus increíbles detalles. 

En lo referente al mundo abierto, todo el mapa de la isla está muy cuidado, con algún detalle de texturas que aparecen unas décimas de segundo más tarde en el recorrido (al menos en mi Xbox Series S) pero con un muy buen trabajo a nivel general, algo especialmente destacable para la primera incursión del estudio en un mapeado tan extenso. 

Todo el apartado musical tiene una importancia vital en el desarrollo de la historia. Una mala elección aquí habría impactado directamente en la experiencia de juego. Afortunadamente, esto no sucedió y las melodías parecen diseñadas a medida no solo para cada etapa y lugar del juego, sino para cada momento de la acción, lo que genera una inmersión increíble en la historia.

Un gran apartado técnico que soporta un buen mundo semi-abierto - ¡Comparte!    

Los efectos de sonido están al mismo nivel de la música a en cuanto a la calidad y la voz de los actores que le dan vida a todos los personajes es excelente, algo en lo que el estudio es constante en todas sus entregas, lo que sí podría mejorarse es que en muchos de los diálogos existe un cierto desfasaje entre el sonido y la animación, lo que puede volverse un poco irritante por momentos. Llama la atención que este detalle se haya pasado por alto teniendo en cuenta el gran trabajo y toda la atención puesta en el resto del aspecto artístico. 

Si todos los puntos técnicos anteriores fueron realmente destacables, el galardón máximo de esta producción se lo lleva la narrativa. La historia central va desarrollándose de a poco con cada caso resuelto y la posibilidad de generar acusaciones que pueden ser erradas le agrega nuevas opciones de diálogo y una dinámica realmente impecable, en especial teniendo en cuenta que estamos ante una aventura de detectives. 

El juego se encuentra localizado al español en todos los textos, algo esencial para que los que no dominan el inglés puedan disfrutar del juego aunque las voces están disponibles solamente en este idioma. 


Jugabilidad

Es difícil explicar la forma tan compleja y a la vez intuitiva de las mecánicas del juego, pero quizás lo mejor explicarla amalgamando partes de otros varios juegos, siendo uno de ellos el genial LA Noire, tanto por la búsqueda de pistas como por la confrontación a testigos, acusados y sus variables en los diálogos dependiendo de las pistas que tengamos a mano. En cuanto al análisis de la escena de los diferentes delitos, el juego nos pone en un modo concentración que nos permitirá observar las pistas en detenimiento y añadir varias conclusiones a nuestro “palacio de la mente”. Toda esta seguidilla recuerda bastante a los análisis de situaciones de Batman en la saga Arkham y el famoso “modo detective” de aquella IP. 

Conforme vayamos obteniendo pistas podremos ir avanzando en la resolución de casos o enterarnos de otros misterios para investigar más tarde. Cuando hayamos recabado suficiente información podremos reconstruir virtualmente lo que pasó como si lo estuviéramos viendo en la cabeza del joven Sherlock. 

El “palacio de la mente” nos permite juntar situaciones de cada uno de los casos para volverlas conclusiones, pero eso sí, pueden estar equivocadas y resultar en un diálogo terminado con el principal sospechoso o incluso en una acusación a la persona incorrecta.

Esta entrega del personaje más icónico de Conan Doyle suma algunos elementos nuevos a las etapas investigativas, como el análisis químico que podremos hacer de ciertas sustancias en el que mediante la mezcla de ciertos componentes de la tabla periódica, podremos obtener ciertos resultados y determinar el origen de algunos componentes de nuestra pesquisa. 

La cámara en tercera persona nos permite explorar el gran mundo a nuestro alrededor con mayor facilidad. Podremos tomar fotografías con uno de los gatillos, correr y utilizar el modo concentración para obtener detalles de las personas con las que nos cruzamos, aunque muchas veces incluso así las pistas son escasas. 

La principal queja que tengo con el juego es que si bien es increíblemente satisfactorio llegar a la conclusión de los casos y poner al culpable tras las rejas, puede ser muy frustrante no saber a dónde ir o qué hacer por momentos, y la falta de pistas muchas veces produce exactamente eso. Quizás hubiese sido una buena idea utilizar el personaje de Jon, el amigo imaginario, como una suerte de fuente de pistas en vez de un constante recordatorio de que no estás en el camino correcto sin proveerte de más información. 

No todo en esta historia se resolverá por obra y gracia de la mente. La ciudad cuenta con varios escondrijos llenos de criminales a los que podremos disparar hasta cansarnos, literalmente, porque las balas son infinitas. Si bien aquí se nos dará la opción de arrestar o matar a nuestros enemigos, la única consecuencia que tendremos al elegir será la cantidad de dinero que obtendremos como recompensa. Sin dejar de decir que este tipo de misiones son divertidas, especialmente la posibilidad de usar elementos ambientales en contra de nuestros enemigos, puede que a muchos les resulten fuera de lugar en un juego cuya base es la investigación y el análisis más pausado. 

Con el capital obtenido podremos comprar trajes que pueden ser utilizables como disfraces para varias misiones secundarias y que le dan otro tipo de frescura al título, para variar un poco desde lo visual. Otros de los coleccionables que podremos adquirir son diarios y hasta mobiliario para la mansión de Holmes. 


Duración

La historia principal tiene cinco misterios y más de 30 misiones principales, lo que la convierte en el título de Sherlock más largo hasta la fecha de Frogwares, es un juego muy largo de no menos de 30 horas para resolver todos los casos y al menos unas 8 horas más para obtener todos los coleccionables, especialmente las monedas que Sherlock perdió en su infancia y que puedes recuperar.  

La rejugabilidad aparece en las opciones de los diálogos en los que puedes sacar distintas conclusiones y llegar al mismo objetivo, equivocarte o darle otro final al culpable, compadeciéndote de él o enviándolo a las mazmorras sin remordimiento alguno. 


Conclusión

Estamos ante un estupendo trabajo de Frogwares con Sherlock Holmes en su variante quizás menos explorada: la de su juventud. Quizás el personaje por momentos no te agrade, o te resulte antipático, pero creo que ahí también se nota la mano de los guionistas que retratan una etapa de más insolencia en el ser humano y de la cual el gran detective tampoco está exento. 

Los desarrolladores apostaron a más, con grandes mapas, un apartado técnico impecable y una historia innovadora de un personaje clásico y el resultado los acompañó. Veremos con qué nos sorprenden en el Chapter 2 y si la vara vuelve a elevarse. 

8.7
RECOMENDADO

Lo Mejor

  • La duración brutal del juego
  • Las mecánicas para resolver los casos
  • El apartado gráfico y musical es todo una pasada

Lo Peor

  • El diseño de Sherlock Holmes no me termina de convencer
  • La ausencia de pistas que hacen un poco tedioso ciertos avances
  • Extraño a Watson
8.5 Apartado Técnico
8.2 Jugabilidad
9.5 Duración
Facebook Twitter E-mail
Gabriel Fuentes

Traductor y localizador de videojuegos apasionado por los títulos retro y los simuladores. Nunca soltó un control desde que le regalaron una Atari 2600.