Análisis de Runestone Keeper

Largas tardes hemos pasando a juegos de mesa en los que teníamos que elegir un personaje, con sus puntos fuertes y débiles, para avanzar a través de un tablero de juego en el que nos aguardaban tesoros, trampas, enemigos, jefes finales o personajes misteriosos con misiones que encomendarnos por delante. Runestone Keeper recuerda mucho a estos planteamientos de los juegos de mesa del estilo Dragones y Mazmorras.

¿No os habéis visto en estas tesituras? Los juegos de mesa RPG son muy populares entre el mundillo de los juegos de mesa, y son los verdaderos precursores de los juegos llamados Rogue-like, pues cada partida que jugábamos a estos juegos, era diferente, a pesar de tener las mismas mecánicas.

Runestone Keeper

Al comienzo de Runestone Keeper, tendremos un tutorial, algo que en muchos juegos de mesa del estilo Dragones y Mazmorras, se agradecería, y os hará más sencillo el aprender a jugarlo (aunque pronto veréis que no lo es).

Runestone Keeper coge esos elementos y nos presenta un juego del género “Dungeon Crawl” muy desafiante y entretenido, en el que tendremos que recorrer niveles de una mazmorra que se generan de manera aleatoria. El camino no será fácil, pues encontraremos todo tipo de enemigos, misiones, deidades y más de una tienda. ¡Recorramos juntos este análisis de Runestone Keeper, y vivamos para contar la hazaña!


Apartado Técnico
En las mazmorras de Runestone Keeper no vamos a encontrar un gran desempeño gráfico. Es más, el juego no busca deslumbrarnos con escenas impresionantes de batallas o paisajes angostos en los que la inmersión sea brutal. Todo lo contrario, los gráficos son estilo pixelado, muy sencillos, en los que nos importará mucho más que nos vamos a encontrar más que el aspecto en sí de los escenarios o de los enemigos.

Runestone Keeper

Graficamente no vais a ver nada destacable en Runestone Keeper, pero gana en ambientación con su música y la gran variedad de situaciones y enemigos.

No es algo baladí que el juego no haga un alarde técnico brutal, ya que se nota que lo que pretende es darnos una dosis de rol sin mayores pretensiones. La música al principio de las mazmorras nos intenta hacer pensar que estamos al comienzo de algo importante, y a medida que avanzamos se va haciendo más lúgubre, manteniendo el suspense y la intriga al máximo, justo cuando más difícil se vuelven los niveles de las mazmorras.

Sin embargo, hasta ahí podemos hablar bien del apartado técnico, pues el juego tiene unas carencias que a nuestro juicio son importantes. Por ejemplo, no intentéis encontrar el juego en castellano en la consola de Microsoft, porque lo más que vais a ver es el idioma de Shakespeare. Aunque en otros juegos no es un punto muy negativo, en este caso sí que influye a la hora de leer los textos de algunas misiones secundarias que os surgirán en las mazmorras. No queremos que haya malinterpretaciones, se puede jugar bien con un inglés normalito del instituto, pero el problema reside cuando SI que está en castellano en la plataforma de Google Play en Android, en iOs de Apple y en Steam en Pc. ¿Cómo es posible que no hayan llegado estos textos en castellano cuando ya están en otras versiones? Un flaco favor al juego, al que poco sentido le vemos.

Runestone Keeper

Las misiones de Runestone Keeper son casi el 90% del texto del juego, y aunque éstas no son complejas, se agradecería mucho que hubieran llegado en castellano.

No solo se pierde la traducción al castellano, sino que la introducción que traía el juego no aparece en Xbox. Ni algunas secciones de configuración que si podemos ver en otras versiones. Es una pena que el título pierda calidad en este aspecto por algo que a priori no es difícil de solucionar. También cabe mencionar que se nota que es una adaptación de Pc poco cuidada en zonas como el propio tutorial, donde nos anima a hacer “click” en lugar de pulsar los botones correspondientes del mando. Como decimos, una lástima que no se miren estos detalles a la hora de recibir juegos de Pc, cosa que el propio usuario de consola sabrá valorar en consecuencia.


Jugabilidad
Elige a tu personaje, que objetos quieres llevar, la dificultad en la que quieres probar suerte y a que dios quieres rendir tributo. Con eso ya puedes empezar una partida a Runestone Keeper. El objetivo reside en llegar al último piso de esta profunda mazmorra. Podremos ir equipando a nuestro personaje con los objetos que vayamos encontrando, aunque todos tendran un equipo y estadísticas iniciales, además de habilidades únicas de cada uno de ellos. Al principio solo podremos manejar al personaje “Tio” (Guy en el juego), pero conforme vayamos ganando oro y haciendo muchas partidas, podremos ir desbloqueando otros personajes para poder desafiar a la mazmorra. Esto llevará su tiempo, pero gracias al sistema Rogue-like, las partidas serán muy variadas y el juego se hará de todo menos repetitivo.

Runestone Keeper

Al principio solo dispondremos de este personaje en Runestone Keeper pero tendremos alrededor de 8 personajes conforme vayamos completando la mazmorra en diferentes dificultades o reuniendo el oro suficiente para desbloquearlos.

Eso sí, no esperéis un juego fácil, pues la mazmorra está llena de trampas y enemigos suficientes como para que tengáis que pensaros más de una vez que camino desvelar en el piso en el que os encontréis. El juego está pensado para que perdáis la partida en muchas ocasiones, pero vayáis acumulando oro con el que comprar mejoras para todas vuestras futuras partidas u os permita empezar otra en mejores condiciones, de manera que alcancéis cada vez mayor profundidad en vuestra épica misión.

Runestone Keeper

Cuando llegue la inevitable muerte, se quedará un récord que podréis comparar con el de vuestros amigos. También recibiréis unas monedas en función de lo lejos que hayáis llegado.

Para avanzar en la mazmorra tenemos que ir levantando baldosas oscuras, hasta que encontremos la salida. Podemos encontrar ballestas que nos ayuden a derrotar los enemigos, corazones que nos curen la salud, dinero, objetos que nos ayuden a seguir adelante, tiendas que nos permitan mejorar nuestro equipo, habilidades o magias. También juegan un papel importante las runas, que las obtendremos cumpliendo determinadas misiones, forjándolas a partir de runas de peor calidad o derrotando algunos enemigos. Nos servirán de moneda de cambio para conseguir mejoras que de otra manera no podrían ser obtenidas.

Runestone Keeper

Algunas baldosas esconden trapas, otros enemigos, otros tesoros, en vuestra mano está que camino seguir en Runestone Keeper. Y si encontráis un Dios, ojo si decidís seguirlo y luego lo traicionáis, pues las consecuencias son impredecibles…

El juego ya de por sí tiene alicientes suficientes como para prometeros buenos ratos de recorrer mazmorras al más puro estilo Dragones y Mazmorras, pero si además les añadimos misiones secundarias que nos pueden ayudar o perjudicar en función de nuestras elecciones, le damos un toque de rol en vivo divertidísimo, que dará más variedad aun si cabe a las mazmorras aleatorias.


Duración
El juego tiene varios modos de dificultad, e incluso en la dificultad normal os costará llegar al final de la mazmorra. Y si hablamos de logros, ya podéis sentaros, porque os va a costar mucho tiempo y dedicación desbloquearlos. Como otros Rogue-like, os durará el tiempo que vosotros queráis. El hecho de que los niveles sean aleatorios pueden hacer que unas veces lleguéis más lejos y otras no paséis de un par de pisos.

A veces puede llegar a ser desesperante, y es que morir a pocos pisos del final de la mazmorra puede doler y mucho. Comprar las mejoras generales (Upgrades en el juego) y desbloquear a otros personajes que os hagan más llevadero el juego os supondrá muchas horas, pero en función de lo bien que uséis vuestro dinero, tardaréis más o menos en desbloquear todo.

Runestone Keeper

Las mejoras de Runestone Keeper os permitirán avanzar más lejos en las mazmorras, y se irán desbloqueando más conforme las vayáis completando. Si queréis llegar lejos, os recomendamos invertir en ellas cuanto antes, pues sirven para todos los personajes.

Lo que se echa en falta para alargar aún más el juego es un modo multijugador, que permitiera recorrer mazmorras juntos, con enemigos aún más desafiantes, que habría hecho del juego un punto de encuentro con muchos roleros y fans del género.


Conclusión
Runestone Keeper os presenta un juego al más puro estilo Dragones y Mazmorras, muy rolero, divertido y que por momentos os tendrá atrapado. Su mala presentación en Xbox añadido a la falta de traducción (que si está presente en otras plataformas) hace que el juego pierda calidad en lo que podría haber sido un juego imprescindible. No obstante, aporta mucha frescura al género (incluso de los Rogue-like) y es un juego que los amantes de los Dungeon Crawl disfrutarán mucho.

*Gracias a E-Home Entertainment por habernos proporcionado el material para la review.

7.8
Recomendado

Lo Mejor

  • Variedad de personajes y enemigos
  • Desafiante y divertido a partes iguales
  • Las misiones secundarias, muy originales
  • Es una app UWP, podrás tener otro juego abierto al mismo tiempo

Lo Peor

  • No llega en castellano (y eso que existe su traducción)
  • Mala adaptación de PC
  • Ausencia de un modo multijugador, que sería muy apropiado para este juego
6.5 Apartado Técnico
8 Jugabilidad
9 Duración
Anímate a comentar esta noticia y comparte tus impresiones con nosotros. ¿No tienes cuenta en Generación Xbox aún? Regístrate aquí y no dejes de seguirnos en redes para estar al día.


Jose Luis

Me encantan los videojuegos, en especial los de las consolas de Microsoft y Nintendo. También me gustan las series y los libros, en especial de ciencia-ficción. A veces hablo por los codos

1 Comentario
  1. El Chevi

    26 abril, 2018 en 14:12

    Es un tipo de juego que me gusta, una pena lo de la traducción y que no se hayan esmerado más al adaptarlo a la consola.

     RESPONDER 
    0

Deja una respuesta

Análisis de Runestone Keeper

por Jose Luis tiempo de lectura: 7 min
1