Análisis de Dead Cells

Cómo Dead Cells, los roguelikes son títulos que llevan apareciendo desde principios de los noventa, todos ellos tienen una premisa simple, una mazmorra laberíntica llena de enemigos donde debemos sobrevivir para avanzar, donde cada vez que seamos derrotados, tendremos que comenzar desde el principio y los túneles se reconfigurarán para ponernos las cosas más difíciles.

Pero Motion Twins no se quedó ahí, pues han sumado a esta idea el estilo metroidvania, para quien no caiga ahora mismo en cual es este estilo enseguida lo aclaramos, como bien dice el nombre “metroidvania”, la fusión de metroid y castlevania, juegos donde se nos presenta un gran mapa en el que tendremos que ir adquiriendo habilidades para desbloquear el acceso a todas las zonas del juego, obligándonos a volver a lugares anteriores para ello.

Con esa idea el estudio nos trae Dead Cells, trasladándonos a un reino que ha caído en desgracia por culpa de algún tipo de maldición o enfermedad que hizo que nuestro protagonista, conocido como “el prisionero”, volviese a la vida cada vez que fuese ejecutado. La historia del juego no se nos aclara en casi ningún momento, pero podremos encontrar algún que otro dato escondido en las distintas mazmorras que nos permitirá hacer nuestras propias elucubraciones sobre lo ocurrido.
Apartado técnico
Dead Cells utiliza el estilo pixel art de una excelente manera, los modelados de los personajes serán en 3D pero la jugabilidad será en scroll lateral, los enemigos tienen muy buena calidad con bastantes tipos de modelados distintos; arqueros, gusanos bomba, setas mortales, etc… Cada zona del juego por la que avancemos irá añadiendo nuevos tipos de monstruos que nos pondrán las cosas cada vez más difíciles, aunque habrá enemigos que se repiten inevitablemente, solo que siendo más poderosos.

En la sala principal podremos ver todo lo conseguido metido en frasquitos

Las zonas estarán muy bien representadas y diferenciadas entre sí, cada una contará con un estilo artístico muy particular que nos permitirá diferenciarlas sin problemas, además la banda sonora acompaña de manera perfecta, cada zona tiene su propia música, mientras exploremos las Almenas, El Santuario Dormido o El Cementerio, los temas musicales y los escenarios nos meterán de lleno en cada zona del reino que exploremos, las zonas de descanso o el momento en el que encontremos un cofre se nos indicarán con su propio tono. La mazmorra se generará de manera aleatoria con cada incursión, evitando de esta manera que nos aprendamos el mejor camino a base de practicar, en la historia del juego lo plantean como que debido a la enfermedad/maldición/lo que sea, el reino ha obtenido consciencia propia y se reconfigura para evitar que lleguemos al final, simplemente una excusa para darle sentido a esta característica de los roguelike.

El nivel artístico y de diseño del juego es impresionante. - ¡Comparte!    

Jugabilidad
Una de las mayores bazas de los roguelikes es su jugabilidad, basándose en que sea sencilla de entender y que nos pique para ir llegando cada vez más lejos, y en Dead Cells no es distinto, Motion Twins ha pulido la jugabilidad para que los controles reaccionen casi a la perfección, nuestro objetivo en el juego (además de derrotar al enemigo final, obviamente) será conseguir células muertas, estás células podremos conseguirlas derrotando enemigos o en unas salas secretas que se cierran si tardamos mucho en avanzar, para los más novatos lo más seguro será lo primero, ya habrá tiempo de darse prisa para las salas especiales una vez se tenga experiencia.

Las puertas reloj será la manera más rápida para conseguir células, pero habrá que darse mucha prisa

Tendremos dos opciones en las que gastar las células que consigamos, por una lado estará desbloquear armas, para esto tendremos que encontrar primero sus planos en las mazmorras, después entregárselos al coleccionista, un personaje que encontraremos tras cada zona y desbloquearlos entregándole las células, o el herrero, al que solo encontraremos tras derrotar a los jefes, él podrá mejorar la calidad básica de las armas que nos encontremos en las mazmorras de Dead Cells.

Nuestro personaje cuenta con tres tipos de cualidades distintas, brutalidad (rojo), táctica (azul) y supervivencia (verde), y aunque en cada incursión empezaremos desde el nivel uno, a lo largo de las mazmorras encontraremos unos pergaminos que nos permitirán potenciar una de las cualidades por uso, aumentándonos cada uno un % extra de vida cada vez y una potenciación de nuestros objetos de ese mismo color.

Una hoguera abandonada, no pasará nada si descanso en ella ¿Verdad?

Habrá una enorme cantidad de opciones disponibles para poder hacer frente a nuestra nefasta desventura, hay que decir que la aparición de todas estas será aleatoria, por lo que tendremos que dejarlo en las manos de la diosa Fortuna para poder obtener los objetos que queramos, aún así, entre todas las opciones estarán:

  • Armas principales: Podremos tener dos de estas armas y las usaremos con la X o la Y, podrán ser muy variadas, espadas cortas, largas, dagas, dagas gemelas, espadones, látigos, arcos, kunais… Hay de todo, y hasta alguna que otra referencia a franquicias icónicas tanto del mundo del cine como del de los videojuegos.
  • Armas desplegables: Las desplegables los usaremos con los gatillos y tendrán un tiempo de enfriamiento variado, de 6 hasta 15 segundos y las habrá desde ballestas automáticas, granadas incendiarias o cepos para lobos entre otras muchas, tendremos muchas opciones para crear nuestro estilo de combate preferido.
  • Habilidades: También tendremos a nuestra disposición muchas habilidades distintas, teletransportarnos a la espalda de nuestro enemigo e infligir más daño en el próximo ataque, regenerar parte de nuestra salud o volvernos invulnerables durante un tiempo entre muchas otras.
  • Mutaciones: Estas serán habilidades pasivas que nos volverán más poderosos y solo podremos escoger una por piso que superemos hasta un total de tres, entre todas las opciones estarán una que nos otorgará una vida extra, permitiéndonos morir una vez sin perder la partida, aumentar nuestra salud máxima o incrementar nuestro daño mientras estemos al lado de un desplegable.

Pero eso no será todo, ya que las armas y habilidades antes mencionadas cuenta con distintas propiedades:

  • Nivel: Esto lo veremos indicado con un número romano, y no podrá mejorarse de ninguna manera, conforme profundicemos más y más en el reino nos irán dando objetos con un mayor nivel.
  • Color: Como hemos mencionado antes, a lo largo de nuestras incursiones encontraremos unos pergaminos que nos permitirán aumentar el nivel de los colores, y cada vez que lo hagamos, las armas, habilidades y mutaciones de ese color se verán potenciadas aumentando su efectividad.
  • Calidad: La calidad estará marcada con “+”, “++” o “S”, conforme le entreguemos células al herrero, la calidad base de los objetos aumentará, potenciandolos, por ejemplo; un objeto de nivel II + será igual de poderoso que un objeto de nivel IV base. Además también podremos conseguir objetos “L” que además de recibir una mejora de potencia, se volverán sin color, por lo que se basarán en la cualidad que tengamos al nivel más alto en ese momento.

Las células no serán la única moneda que recolectaremos en Dead Cells, también conseguiremos oro con el que podremos comprar armas u objetos en las distintas tiendas que nos encontremos en cada piso, abrir puertas de tributo que protegen un tesoro o para mejorar la calidad de las armas que tengamos en ese momento, aunque solo podremos mejorarlas una vez, también podremos cambiar de manera aleatoria los distintos bonuses que tengan; 100% de daño a enemigos quemados, envenenados u otros muchos bonuses distintos, esto podremos hacerlo de manera infinita, pero con cada cambio su precio irá aumentando.

Tendremos que entregarle las células al coleccionista para desbloquear nuevas armas y habilidades

También podremos ser maldecidos si ofendemos a los Dioses, y esto ocurrirá si hacemos uso de los cofres malditos o al abrir por la fuerza una puerta de tributo, la maldición nos pedirá que eliminemos a una cantidad de monstruos dependiendo de lo que hagamos, y mientras estemos malditos cualquier daño que recibamos hará que nuestro personaje muera. Pero recordemos que al principio hemos hablado de Dead Cells como un roguelike-metroidvania, y eso se debe a que si exploramos totalmente las mazmorras, encontraremos unos enemigos especiales de los que al derrotarlos obtendremos unas runas especiales de poder, que nos otorgarán diferentes capacidades, destruir suelos marcados, trepar paredes o teletransportarnos entre estatuas específicas que se encuentran en cualquiera de las diferentes zonas de todos los niveles de las mazmorras, desde la primera zona hasta la última.

Combinaciones y muchos secretos, Dead Cells es un juego muy profundo. - ¡Comparte!    

Un detalle que no me ha gustado ha sido una cosa a la hora de esquivar, al hacerlo obtendremos fotogramas de invulnerabilidad durante la animación, permitiéndonos esquivar ataques o pasar a través de los enemigos, pero cuando termine la animación no podremos volver a esquivar hasta que pase medio segundo más o menos, no se puede considerarse un fallo, pero esto nos hará recibir algún que otro golpe de manera casi inevitable.
Duración
Con Dead Cells tenemos horas y horas y horas de juego, el contenido con el que cuenta el título es variado y muy abundante; conseguir todos los planos de las distintas armas, habilidades y mutaciones, desbloquearlas entregándole las células al coleccionista, o por otro lado entregárselas al herrero, mejorando la calidad base de los objetos que encontremos. Algunas de las zonas del juego tendrán dos salidas, una será la básica que tendremos que seguir durante nuestras primeras partidas, las secundarías solo serán accesibles cuando contemos con los poderes de las distintas runas especiales, completar todos los distintos caminos será una tarea ardua y dolorosa, muy dolorosa.

Habrá varios caminos distintos por los que avanzar.

Cómo en todos los juegos roguelike, la duración dependerá de lo que queramos conseguir, ya que tendremos muchos objetivos distintos ¿Qué queremos hacer? ¿Derrotar al jefe final? ¿Completar toda la colección de armas, habilidades y mutaciones? ¿O descubrir todos los secretos que esconde este título? Dependiendo de nuestro objetivo podra variar las horas de juego, pero para pasarnos el juego mínimo nos hará falta unas 15 horas más o menos.
Conclusión
Hay que tener en cuenta que es un estilo de juego dirigido a un público muy específico, ya que basa nuestro avance en el ensayo y error, obligándonos a repetir las “mismas” mazmorras una y otra vez, cosa que no gustará a cualquiera, pero para los fans de los roguelike es casi un imprescindible, Motion Twins mezcla dos géneros con un buen resultado, una buena jugabilidad con la que nos familiarizaremos en las primeras horas de juego mientras descubrimos la manera que más nos convenza para avanzar.

Todo el contenido con el que cuenta el juego hará que podamos pasar muchas horas inmersos en los laberínticos pasillos del reino caído en desgracia, la falta de hilo argumental hace que todo el peso del título caiga en su jugabilidad, y esto es algo malo, pero también hará que aunque no juguemos horas y horas seguidas un mismo día, nos permitirá poder echarle alguna que otra “run” suelta en nuestros ratos libres.

Agradecemos a Motion Twin el material para realizar este análisis. 

9
Casi perfecto

Lo Mejor

  • Apartados artístico y sonoro muy cuidados
  • Jugabilidad simple que engancha
  • Un precio reducido de 25 Euros en un juego con muchísimo contenido

Lo Peor

  • La falta de un argumento juega en su contra
9 Apartado Técnico
9 Jugabilidad
9 Duración
Anímate a comentar esta noticia y comparte tus impresiones con nosotros. ¿No tienes cuenta en Generación Xbox aún? Regístrate aquí y no dejes de seguirnos en redes para estar al día.


Carlos

Soy curioso por naturaleza y en mi tiempo libre me gusta dibujar, escribir y disfrutar de unas partidas con los amigos.

2 Comentarios
  1. K1serDragon

    7 agosto, 2018 en 08:09

    He visto gameplays y me parece un juegazo. Largo, variado y con muchos desafíos.

     RESPONDER 
    0
  2. Adrian

    7 agosto, 2018 en 19:42

    Le tengo muchas ganas pinta genial y ademas notaza.

     RESPONDER 
    0

Deja una respuesta

Análisis de Dead Cells

por Carlos tiempo de lectura: 8 min
2