Análisis Bus Simulator 21



De a poco Xbox se fue convirtiendo, casi sin que nadie lo advirtiese, en el hogar de un buen número de simuladores de todo tipo que nos permiten recrear ciertos tipos de profesiones a través de un videojuego.  

Quizás el más grande exponente de esto sea el estupendo Microsoft Flight Simulator, pero ya hemos visto pasar por nuestros mandos simuladores que nos llevan a cortar el pasto, crear nuestra propia hacienda, irnos de pesca y hasta ser una cabra, para gustos los colores. 

Dentro de todo este abanico de opciones nos faltaba Bus Simulator 21, la nueva apuesta de Stillalive Studios luego de la versión de 2018 que nos pone en el asiento de un autobus y al frente de una empresa de transporte para vivir el día a día muy poco sencillo de aquellos choferes que a diario llevan a cientos de pasajeros a sus destinos. Héroes o villanos anónimos (los hay de todas las formas) hoy los podemos emular en esta nueva producción mucho más pulida que la anterior y totalmente alejada de experiencias más arcade del tipo Taxi Chaos. 

Saca el boleto y muévete hacia el interior, ya estamos listos para llevarte a tu próxima parada. Ponte cómodo. 


Apartado técnico

Comenzaré diciendo que los gráficos están a la altura de lo que ofrece el título pero que bajo ningún punto de vista sobresalen, al menos en esta etapa inicial del juego en el que los desarrolladores trabajan a diario ajustando ciertos aspectos que la comunidad indica. Las calles muestran detalles como charcos de agua después de haber llovido en el escenario y los diseños de los vehículos están muy bien logrados como así también la iluminación del día y la noche, sin embargo los pasajeros y algunas vistas externas tienen errores que vuelven a los personajes transparentes o a los autobuses se desdibujan con perspectivas extrañas en la previsualización de compra. 

Otro punto a mejorar es el efecto de lluvia sobre el parabrisas que simplemente no les ha quedado muy bien, aunque sí se aprecia el hecho de que se haya incluido para traer una variante más. 

Es válido destacar aquí que el combo gráfico en general, sacando estos detalles, es bueno y de ninguna manera afecta la experiencia del juego, pero no estarían demás unas modificaciones aquí y allá.

Las texturas de los 21 distritos que el juego ofrece solo en el mapa de Angel Shores se ven claramente distintas entre sí y luego de un tiempo ya podrás saber en qué sector te encuentras sin necesidad de desplegar al mapa, con solo mirar hacia afuera.  

Realicé mi análisis en mi fiel Xbox Series S y con la ayuda del SSD debo decir que una vez que el juego carga (algo que es rapidísimo) nunca más deberás aguardar otra de estas pantallas, lo cuál brinda una experiencia muy versátil en este mundo abierto que nos traen aquí los desarrolladores de Stillalive Studios. 

La conducción es brillante - ¡Comparte!    

En materia de sonido el juego también aprueba con muy buen detalle en cuanto a los efectos de los motores, la apertura de las puertas, el frenado con su típico escape de aire y en particular con las voces de los pasajeros y de otros empleados de la compañía. La música incluida en el juego es poca e intrascendente, pero como sucede en este tipo de simuladores, y lo dice un veterano de American Truck Simulator, la combinación ideal es disfrutar de este tipo de juegos con una buena lista de Spotify propia sonando de fondo para obtener lo mejor de dos mundos. 

El juego está completamente localizado al español en lo que a texto se refiere, aunque no así las voces, muy logradas en inglés, y algo que realmente no se siente necesario, por lo que no creo que un doblaje sea algo que muchos sientan en falta. 


Jugabilidad

El eje central del juego está en el manejo de los autobuses, aunque como veremos un poco más abajo, la gran diferencia de esta versión 21 con respecto a su predecesora es que aquellos que gusten también gestionar empresas quedará bien satisfechos con esta entrega.  

El aspecto de la conducción es brillante, ponerse detrás del volante de uno de estos buses se siente real con todo un entorno que crea una genial atmósfera inmersiva. Esto se traslada a la torpeza con la que se desenvuelven estos vehículos al doblar o hacer maniobras poco tradicionales, nuestro mando parece que pudiese transmitir el peso del autobus a cada instante. 

Los paneles permiten activar cada uno de los botones, desde la llave que da ignición al motor hasta la apertura de puertas, la inclinación del vehículo y el freno de mano. De cualquier forma, acceder a esos comandos puede ser un poco difícil al principio y para eso tendremos un menú desplegable con presionando uno de los gatillos que nos permitirá acceder a todas las características a través de una suerte de rueda. Además los botones pueden ser configurados conforme le sea más fácil al jugador. Hay ciertas características que utilizaremos constantemente como los indicadores de giro, la apertura de puertas y la inclinación, por lo que puede ser ideal tener estos movimientos preconfigurados con solo un botón. 

Nuestro trabajo al asumir una ruta será llevar a nuestros pasajeros de un punto a otro en un determinado tiempo, y si bien nunca tendremos a la policía persiguiéndonos por romper reglas de tránsito y ese tipo de cosas, salirnos del marco de la ley sin embargo se traducirá en costosas multas y la reputación de nuestra compañía se pondrá en riesgo. 

El simulador que no sabías que necesitabas - ¡Comparte!    

Otra de las principales novedades que trae el juego es la posibilidad de crear rutas nuevas. Cada uno de estos trayectos tendrá diferentes flujos de pasajeros en distintos momentos del día que deberemos estudiar para sacar el máximo de ganancias colocando varias paradas juntas o bien espaciándolas más en base a la necesidad. 

Este apartado puede ser un poco frustrante al comienzo y esto se debe a que no está bien explicado. A mi modo de ver, los desarrolladores invirtieron bastante tiempo en tutoriales más básicos y dejaron un poco de lado los más avanzados, que si bien es cierto que se pueden descubrir con el tiempo, quizás atraerían a más jugadores desde un primer momento mejorando este detalle.

Los que gusten de formar su propio imperio del transporte pueden crear su propia línea de autobuses controlando los presupuestos de mantenimiento, adquisiciones de nuevas unidades y otros aspectos económicos. Conforme vayamos adquiriendo experiencia, podremos adquirir otras carrocerías para nuestros vehículos y repintarlas con una amplia variedad de opciones que también crecerá de la mano con nuestro éxito. De hecho, la personalización es muy completa y podremos hasta modificar el estilo del cartel que marca nuestro recorrido.  

En el modo multijugador los participantes pueden compartir un servidor a modo de sandbox en el que incluso se puede disfrutar la experiencia como pasajero en el vehículo de otro jugador, sé que no suena divertido, pero lo es. 


Duración

Al tratarse de un simulador de manejo, no hay una historia con final como para terminarlo, pero sí puedo deciros que lograr tener una empresa rentable en todos los mapas (algunos de ellos basados en ciudades de Estados Unidos y otros de Europa) no va a llevaros menos de 13 horas y a partir de ahí los desafíos continuarán casi podría decirse que indefinidamente. 


Conclusión

Bus Simulator 21 por sus características innatas no será un juego para todo el mundo, claro está, pero si eres de aquellas personas que gustan de experiencias más relajadas a bordo de un vehículo, esta puede ser una gran adición para tu catálogo. Sin duda que si jugaste a la saga 18 Wheels of Steel /  American Truck Simulator y te gustaron, esta nueva entrega de Bus Simulator no te decepcionará, y si eres nuevo en este tipo de juegos, este título puede ser un muy buen comienzo para fanatizarte.  

7.7
MUY BUENO

Lo Mejor

  • La simulación de la conducción en cada uno de los vehículos.
  • El detalle de los paneles.
  • El añadido de gestión de esta versión.

Lo Peor

  • Partes del apartado gráfico podrían mejorarse bastante.
  • Los tutoriales podrían ser más explícitos para los aspectos avanzados del juego.
  • Las letras en algunos diálogos son diminutas.
7.5 Apartado Técnico
7.5 Jugabilidad
8 Duración
Facebook Twitter E-mail
Gabriel Fuentes

Traductor y localizador de videojuegos apasionado por los títulos retro y los simuladores. Nunca soltó un control desde que le regalaron una Atari 2600.

Deja una respuesta