Las claves del futuro de Xbox está en la diversidad de los jugadores según Microsoft