Starfield ya tiene partes jugables, aunque aún tardará en mostrarse