Análisis de Space Hulk: Ascension

Space Hulk: Ascension es un juego de estrategia táctica por turnos desarrollado por Full Control Studios y publicado por Hoplite Research. Los jugadores se pondrán en la piel de poderosos marines espaciales que se encargan de peligrosas misiones cuyo principal objetivo es erradicar a los llamados Genestealers. Se trata de una raza alienígena que infecta “Space Hulk”, una enorme nave que se encuentra a la deriva en el espacio. En su interior, tendremos que luchar en oscuros y estrechos corredores para eliminar a estos incómodos inquilinos que invaden la nave.

Se trata de un juego aparecido para PC en 2013, y que fue reestructurado casi por completo tan solo un año después. Esta versión mejorada, que prácticamente podría considerarse una secuela, es la que nos llega a nuestras Xbox One. Eso sí, plagada de opciones mejoradas, más contenido y mecánicas de juego mucho más dinámicas y ampliadas.

Ambientado en el universo Warhammer, basa totalmente su jugabilidad el clásico juego de tablero diseñado por Games Workshop: Space Hulk. Dado el gran éxito precedido en los 90´s de otro clásico juego de mesa “Hero Quest”, este juego llegó a ser distribuido en nuestra piel de toro como “Cruzada Estelar”. Se trata de una versión más simplificada que la anglosajona para adaptarlo a un público más juvenil, y seguro que aquellos que superéis la treintena, pudisteis disfrutarlo en vuestra niñez.

Space Hulk: Ascension

Space Hulk : Ascension es una adaptación pura y dura de todas las reglas, mecánicas y conceptos del mencionado juego de mesa. Una manera diferente de disfrutar de todo un clásico pero desde nuestra consola. Y es que el tándem estrategia por turnos y Warhammer es ya de por sí es una mezcla de generos muy atractiva, pero, ¿será eso suficiente para conquistar nuestras consolas?


Apartado técnico

Gráficamente, el juego no sorprende a nadie, así que no me voy a andar con paños calientes: tiene un aspecto técnico anticuado. Se nota que es un juego de 2013, y aunque fuese reestructurado por completo y muy mejorado respecto al original, las carencias saltan a la vista, sobre todo en las animaciones y el texturizado. A pesar de lo dicho, tampoco hay que ponerse excesivamente exigentes en este aspecto puesto que es algo que no mancha en absoluto la experiencia del jugador.

A la hora de jugar, el punto de vista de la acción se coloca en el  ángulo isométrico tan clásico en este tipo de juegos, pudiendo modificar tanto la altura como la orientación, (de una forma muy imprecisa, todo sea dicho) para poder tener una visión muy completa del campo de batalla. La niebla de guerra nos oculta todo lo que está a nuestro alrededor y queda fuera de nuestro campo de visión.

Space Hulk: Ascension

El diseño de arte del que hace gala el juego es muy acertado. Nos recuerda muchísimo a la obra maestra del cine “Aliens El Regreso”, con esos estrechos pasillos y unos peligrosos alienígenas acechando en cada esquina. Desde luego los escenarios son buenos y muy fieles al juego de mesa, pero pecan de ser excesivamente repetitivos y nos provocan la sensación de ser muy clónicos entre sí. Entre misión y misión, pueden cambiar algunos matices o pequeños detalles, pero en general resultan todos muy parecidos.

Una de las ideas más dignas de destacar es la cámara que cada exterminador lleva equipada en el hombro. De esta manera, puedes ver todas las acciones de cada personaje desde una perspectiva en primera persona muy espectacular, y muy al estilo de la mencionada película de James Cameron. Respecto al sonido, y a pesar de que los efectos están muy conseguidos, algunos ruidos resultan cargantes y muy redundantes. Por no hablar de un clásico en los ports directos de PC: los textos ridiculamente pequeños. Una vez más, tendremos que forzar la vista mucho para ver cada uno de los textos y números que inundan la pantalla (Que no son precisamente poco).

Space Hulk: Ascension

Donde Space Hulk: Ascension tropieza estrepitosamente es en su escasa narrativa, incluso podríamos hablar de una ausencia total de narrativa si no fuera por unos escuetos textos que nos ponen en antecedentes antes de cada misión. No encontraremos ningún tipo de historia, relato, escena CGI, trama ni nada parecido. Space Hulk: Ascension va tan al grano que desperdicia la oportunidad de aprovechar el impresionante Lore de Warhammer para contarnos una historia que enganche y motive al jugador.

Pero también hay que mencionar sus virtudes. Y es que hace gala de unos efectos de iluminación bastante resultones en unas condiciones muy oscuras, que aportan una ambientación tétrica y claustrofóbica. Una de las cosas que más destaca son las sombras que proyecta, sobre todo con el fuego de nuestras armas y las explosiones. La atmósfera que consigue es muy buena, pero excesivamente oscura, hasta el punto de que nuestra visión del mapa de juego se ve muy mermada; para que os hagáis a la idea, nos resultará difícil diferenciar algunos elementos del escenario tan básicos como una puerta, situación que incluso nos obligará a modificar el Gamma del televisor.

Space Hulk: Ascension

Podríamos resumir este apartado afirmando que Space Hulk: Ascension es una adaptación pobre a consolas de un juego de PC con muy buenas cualidades, pero que se queda a medio camino de la excelencia por culpa de pequeñas errores en la adaptación: Textos ridículamente pequeños, adaptación del control del mando tosco e impreciso, errores de traducción.


Jugabilidad
Después de superar un espeso y lento tutorial de casi dos horas, estaremos listos para poder enfrentarnos a la profunda jugabilidad que este título nos ofrece. Podremos seleccionar Básicamente se trata de misiones por objetivos muy sencillos como erradicar rivales, extraer a un aliado, activar un generador, etcétera. Para conseguirlo, nuestros Marines Espaciales consumen puntos de acción con cada movimiento, como por ejemplo moverse por la cuadrícula representada en el mapa, atacar a un enemigo, abrir una puerta o recargar tu arma. Gestionar cada uno de estos puntos es clave para la correcta colocación de nuestros soldados en la misión, porque cada decisión que tomemos será irreversible. Por lo tanto, debemos usar cada uno de estos puntos con cabeza y pensando muy bien las consecuencias que puede tener nuestro movimiento. Y es que una vez gastados todos los puntos de acción de cada uno de nuestros Marines, el turno se acaba y llega el momento del enemigo.

Las partidas son, en general, muy lentas, puesto que cada uno de nuestros movimientos supondrá una decisión importante en el desarrollo de cada misión. Considerar constantemente tus flancos, proteger los puntos de generación enemigos, vigilar los conductos de ventilación donde acechan los Genestealers, controlar la munición y muchísimas cosas a tener en cuenta que hacen muy largo cada turno. La transcendencia de nuestras decisiones harán que nos lo pensemos muy bien antes de dar un paso. Y con eso, se eterniza cada misión.

Tendremos a nuestra disposición tanto la personalización de unidades como la progresión de las mismas, lo que nos permite mejorar nuestros personajes en función de la experiencia obtenida durante el transcurso de cada misión. No es un sistema especialmente sofisticado, pero nos posibilita el personalizar nuestra escuadra tanto a nuestro gusto y estilo a lo hora de jugar, como también diferentes posibilidades a la hora de afrontar en el campo de batalla. Adaptarnos a sus mecánicas nos llevará tiempo porque tenemos ente manos un juego tan profundo como sofisticado. Son muchas las estadísticas que se tienen en cuenta en cada enfrentamiento y las opciones que el jugador tiene a su alcance pueden resultar un tanto abrumadoras


Duración
Space Hulk : Ascension consta de tres campañas: Los Ultramarines, Los Ángeles sangrientos y los Lobos Espaciales. Superar cada una de ellas nos llevará, en el mejor de los casos, unas diez o doce horas aproximadamente. Asimismo, el juego dispone de escaramuzas independientes al modo historia, que enriquecerán la experiencia del jugador y nos presentarán todo un reto que aumentarán la vida útil del juego. No sería descabellado calcular que Space Hulk: Ascension nos mantendrá ocupados durante 30/40 horas. Sobre el papel, podríamos considerarlo un juego largo. Pero la ausencia de historia o cualquier tipo de narrativa, y la poca originalidad en el diseño de los niveles, reduce al máximo su rejugabilidad.

Se trata de un juego difícil que nos deja muy poco margen de error; una decisión mal tomada, un soldado sin su arma recarga o una orientación errónea provocará la muerte de nuestro Marine sin ninguna piedad. Volver a empezar la partida será algo habitual a lo largo de todo el juego. Sin embargo, tendremos a nuestra disposición no solo diferentes niveles de dificultad, sino que estos son totalmente personalizables.


Conclusión
Space Hulk: Ascension se enfrenta al desafío de preservar el espíritu y los mecanismos que pudimos disfrutar en el juego de mesa original, y sin duda alguna lo consigue, pero si lo juzgamos como juego de estrategia por turnos en pleno 2018, Space Hulk : Ascension sale muy mal parado. Gráficos anticuados, sistema de progresión poco inmersivo, diseño general repetitivo, ausencia de trama.

Se nota muchísimo su origen y naturaleza PC, y pierde parte de su espíritu jugarlo en consola. En definitiva: lo que funciona en el tablero de juego, no necesariamente funciona en nuestra consola.

*Gracias a Hoplite Research por habernos proporcionado el material para la review.

5.5
SOLO PARA FANS

Lo Mejor

  • Buena adaptación del juego de mesa
  • Diseño artístico a la altura de un producto Games Workshop

Lo Peor

  • Muy mala adaptación desde PC
  • Existen muchas alternativas mejores
  • Solo apto para los fans de Warhammer
5 Apartado Técnico
6.5 Jugabilidad
5 Duración
Anímate a comentar esta noticia y comparte tus impresiones con nosotros. ¿No tienes cuenta en Generación Xbox aún? Regístrate aquí y no dejes de seguirnos en redes para estar al día.


Lobato

Pacense y Lusitánico de Sangre. Otro Músico Frustrado "Nós ossos que aqui estamos pelos vossos esperamos"

Deja una respuesta

Análisis de Space Hulk: Ascension

por Lobato tiempo de lectura: 7 min
0