Análisis de AO Tennis 2



Tiempo ha que el deporte de la raqueta vivió su época dorada en la industria del videojuego gracias al buen hacer de sagas como Virtual Tennis y Top Spin, siendo estos los más influyentes y conocidos. Un buen hacer que se vio lastrado por culpa de una serie de malas decisiones que terminaron por enterrar un mercado que, aunque no tan campante como el fútbol o el baloncesto, sí tenía un público habitual. Un público que, durante años, ha tenido que “conformarse” con seguir la actualidad del tenis en la vida. Por supuesto, en 2018 experimentó un pequeño despertar con el lanzamiento de Tennis World Tour y AO International Tennis. Dos ofertas que desgraciadamente no consiguieron ganarse el beneplácito de los jugadores.


  Síguenos en Google News

Al fin y al cabo, el interés de los estudios por ofrecer la mejor experiencia en el mundo del tenis hace tiempo que llegó a su fin. Un interés que no ha cesado para con Big Ant Studios y esta segunda iteración que recibe el nombre de AO Tennis 2.


Apartado técnico

La búsqueda del fotorrealismo y la meta de los desarrolladores por ofrecer los mejores gráficos posibles, es una carrera constante. Una tendencia que se ha instalado sobre todo en los estudios más avanzados y que hacen muchos esfuerzos por dar vida propia a sus personajes. Desgraciadamente, AO Tennis 2 es una prueba inequívoca de cuán lejos estamos de alcanzar esta meta y de que hace falta algo más que buenas intenciones para abrazar situaciones más realistas. 

Gráficamente, el juego demuestra un buen nivel de fluidez capaz de alcanzar los 60 fotogramas por segundo y de dar la talla incluso en los momentos en los que se reúnen hasta cuatro tenistas en el fragor de la pista. Asimismo, las pistas donde disputamos los juegos ofrecen buenos resultados, en particular cuando la noche se convierte en la principal protagonista. Por desgracia, en las animaciones de los jugadores encontramos el doble de cal. Ese afán por vincular las expresiones faciales a las emociones con el fin de mostrar los distintos estados de ánimo, brilla aquí por su ausencia. Es evidente que la gente de Big Ant Studios no ha contado con un presupuesto y unos medios acordes a la ambición que se necesita.

Sin embargo, es una pena que pasadas iteraciones del deporte de la raqueta que hemos nombrado arriba hayan demostrado con hechos una mayor ambición visual que la que nos atañe en este caso. Una carencia que también se hace extensible a su apartado sonoro que, a pesar de ser funcional, acarrea la misma falta de medios que su escaparate visual. Solo hay que estar atentos, por ejemplo, a los aplausos del público para que esta insuficiencia se haga todavía más manifiesta. Una insuficiencia traducida en un efecto metalizado que nos priva de la inmersión cuando nos hacemos a los cascos y que sí nos ofrece sus pistas.


Jugabilidad

Si sois tenistas o bien seguidores de este deporte, sabréis lo agotador que este puede llegar a ser, sobre todo cuando un partido se extiende hasta las 5 o 6 horas de duración. El Tenis es, ante todo, un deporte de piernas. Si no nos movemos como toca, el resultado de nuestros golpes pueden fallar en exceso. Partiendo de este punto, es importante realizar un buen juego de pies, ya que en caso contrario, pondremos en riesgo nuestra resistencia. Una resistencia que en AO Tennis 2 se pone a prueba, más que nunca, a través de distintas modalidades para uno o varios jugadores. Unas ya de sobras conocidas por todos los que se pusieron a los mandos de la entrega primigenia.

Es de agradecer que Big Ant Studios haya puesto ese empeño por reflejar las consecuencias de nuestras acciones y cuán determinantes pueden llegar durante los últimos compases de un partido. Por supuesto, no podemos esperar la simulación que ha caracterizado a la saga Top Spin desde sus orígenes o el menos conocido, aunque sí más fidedigno a la realidad (y recomendable), Tennis Elbow. Mas se trata de una propuesta menos amparada que lo que nos ha ofrecido Virtual Tennis en su vertiente más arcade.

Sea como fuere, no son pocas las aristas que quedan por limar en una propuesta que se encuentra a caballo entre la simulación y lo arcade. Una propuesta que hace aguas cuando queremos realizar un intercambio de golpes cerca de la red, ya que los tenistas no responden como deberían en ese tipo de situaciones. Por ende, os recomendamos no depender tanto de nuestra habilidad en distancias cortas y decidir los partidos desde la distancia. Eso o quedar a la espera de que la desarrolladora se anime a realizar alguna actualización que solvente la que posiblemente sea la principal tara del juego.


Duración

Una tara más habitual de lo que nos gustaría en el ámbito deporte reside en la poca cantidad de modalidades que satisfagan las necesidades de los llaneros solitarios, ya que las desarrolladoras prefieren invertir una mayor cantidad de tiempo en la vertiente online. Afortunadamente, AO Tennis 2 tiene una notable cantidad de modos de juego que nos mantendrá pegados a la raqueta por mucho tiempo. Es posible que algunos de ellos, bastante habituales si nos amparamos en sus contrapartes para con el deporte, no sean motivo suficiente como para dar tantos elogios, pero sí a otros que han experimentado una suerte de evolución positiva.

Hablamos, por supuesto, del modo Carrera. Un modo que se ha convertido en un Santo Grial para todos aquellos jugadores que esperen estar sentados delante del televisor durante muchas horas y que busquen sentirse como el auténtico Rafa Nadal. En este caso, habrá que ganarse ese reconocimiento, en especial si dependemos del editor que nos ofrece el juego para crearnos un personaje a nuestra medida. Eso, la asistencia de un buen manager y un puñado de buenas decisiones para que los medios de comunicación nos perciban como un buen partido, bastan para que la experiencia de esta modalidad sea harto positiva y duradera.

Aunque para duradera, la que nos ofrece la propia comunidad de jugadores y la creación de cientos de tenistas y pistas que invitan a ser experimentadas. Eso, por supuesto, se traduce en más horas de juego.


Conclusión

A pesar de que las buenas intenciones de Big Ant Studios y la evidente que hay respecto a su primera iteración con un deporte que sigue dándonos muchas alegrías en la vida real, todavía hay mucho que mejorar en este AO Tennis 2. El modo carrera es el que, a la larga, ha dado más pasos en la dirección correcta, ya que sus esfuerzos por resultar interesantes no pasa inadvertidos.

Unos esfuerzos que, de cara a futuras entregas, deberían ser invertidos en otros menesteres con el fin de ofrecer un mayor empaque visual y una menor dependencia para con una comunidad más entregada que el propio equipo de desarrollo, pues al final, es la parte artífice de sacar hacia adelante el juego, set y partido.

Agradecemos a Big Ben Interactive el material recibido para realizar esta review.

6.9
Aceptable

Lo Mejor

  • Notable cantidad de modos de juego.
  • La importancia de la resistencia y las consecuencias de nuestras acciones.
  • La aportación de la comunidad para alargar la vida útil del juego.

Lo Peor

  • Un envoltorio visual mejorable.
  • El juego muestra sus aristas cuando intercambiamos golpes en distancias cortas.
  • Aún hay un margen de mejora para una base jugable que merece ser más diferenciadora.
6.1 Apartado Técnico
6.2 Jugabilidad
8.5 Duración
Facebook Twitter E-mail
Alejandro Serrador

Jugador empedernido que descendió a los infiernos en pos de enfrentarse a sus demonios internos. Una experiencia que, a su vez, me llevó a redactar todo tipo de escritos.

Deja una respuesta