Xbox One habría distribuido diez millones de consolas en todo el mundo