Comparan la versión móvil de PUBG con la de Xbox y el resultado es sorprendente