Tres nuevos retrocompatibles se añaden al catálogo de Xbox One, con un par de sagas míticas entre ellos