Microsoft muestra como la nube convierte a Crackdown 3 en un mundo masivo destructible