Un insider asegura que la división de Xbox está bajo control de gastos