Análisis de The Last Oricru

La ciencia ficción fantástica es un género híbrido dentro de la ciencia ficción especulativa que combina de forma simultánea tropos y elementos tanto de la ciencia ficción como de la fantasía. En una historia de ciencia ficción convencional, el mundo se presenta como científicamente lógico; mientras que una historia de fantasía convencional contiene principalmente elementos sobrenaturales y artísticos que ignoran las leyes científicas del mundo real. El mundo de la fantasía científica, sin embargo, está diseñado para ser científicamente lógico y, a menudo, se proporciona con explicaciones de tipo científico duro de cualquier elemento sobrenatural.

El cooperativo marca la diferencia con otros juegos del género - ¡Comparte!    

En los mundos contranaturales de la fantasía científica, lo imaginario y lo real, lo mágico y lo prosaico, lo mítico y lo científico, se encuentran y se intercambian. Al hacerlo, estos mundos nos inspiran con nuevas sensaciones y experiencias como The Last Oricru, un juego de rol de acción narrativo ambientado en mitad de un conflicto entre dos razas, en un planeta parcialmente terraformado y aislado del espacio exterior por una barrera protectora. Un juego en el que se “borra” el pasado del protagonista, Silver, facilitando mucho el transcurrir de la historia, pero también suprimiendo toda originalidad que se precie.

Suscríbete al canal de GX en Youtube



Apartado técnico

Estilos diferentes, mezcla de técnicas, piezas u objetos de épocas distintas… y todo ello dentro de un mismo escenario.

The Last Oricru

The Last Oricru es un viaje al pasado en muchos sentidos y una combinación de dos o más sustancias. No parece un juego de la presente generación de consolas, y se asemeja más a lo visto en la anterior. Las texturas, modelados y paisajes se sienten pobres, y aunque hay una buena intención por parte del estudio, también hay una buena cantidad de errores y fallos. Algunos no son demasiado importantes (los típicos que podemos ver en este tipo de mundos), pero hay otros que sí afectan de forma negativa a la jugabilidad.


Jugabilidad

En un periodo donde la tendencia de la industria se centraba en títulos repletos de facilidades, guiados y con abundantes cinemáticas para gustar a todos los públicos, apareció FromSoftware y Miyazaki para cambiar esa dinámica. La compañía nipona había traído de vuelta la esencia de décadas pasadas para resurgir los videojuegos que ofrecían retos difíciles y recompensaban los aciertos de los jugadores. Está claro que la saga Souls ha sido capaz de dejar su firma grabada a fuego en la industria del videojuego con algunos de los mejores juegos de la pasada y actual generación, títulos de la desarrolladora que han servido como referentes e influencias para innumerables juegos con un estilo similar o idéntico.

RPG a la vieja usanza - ¡Comparte!    

Juegos como este The Last Oricru que, salvando las distancias, sigue al pie de la letra la corriente de la enseñanza y aprendizaje a partir de la derrota, creando una mecánica sobre sí misma y reajustando las recompensas sobre el jugador. No es solo una forma de comprensión sobre el obstáculo en cuestión, sino que, además, es posible recuperar la condición anterior a la derrota. Del mismo modo, la influencia del fallo a la hora de alcanzar el estado de flujo es crucial, sobre todo a la hora de considerar su narrativa.

The Last Oricru

Contagiado por la exigencia dispuesta en el gameplay, la idea por parte del título que nos ocupa es presentarnos enemigos ofensivos desde el primer momento, por lo que debemos habituarnos al manejo de la defensa-ataque. Asimismo, la comprensión del posicionamiento de los contendientes es crucial para lograr salir victoriosos, con varios elementos a considerar, desde ajustarnos a las capacidades del enemigo en cuestión (creando nuestro propio estilo de juego) hasta tener en cuenta que podemos robar las armas de nuestros adversarios para usarlas en nuestro beneficio.


Duración

Los juegos de rol son un tipo de juego en el que uno o más jugadores toman un determinado rol, papel o personalidad. Este juego es de naturaleza interpretativa-narrativa en el que los roles son interpretados por los jugadores asumiendo la identidad de personajes imaginarios dentro de una trama en la cual sus decisiones desarrollarán la historia y dirección del juego.

El progreso y desarrollo del juego que protagoniza estas líneas es espontáneo, en el que se presenta una situación hipotética, la cual deberá ser abordada por los jugadores después de analizar diferentes perspectivas para elegir que acción tomar. Esto quiere decir que nuestros objetivos como jugadores no es solo buscar nuevas emociones, sino también sentirnos identificados con el personaje, supeditado por la forma en la que juguemos, con el fin de ayudarnos en la inmersión y la experiencia.

The Last Oricru

Una experiencia totalmente rolera, que puede extenderse hasta las 20-30 horas, con muchísima libertad de decisión a la hora de encarar todas y cada una de las situaciones o misiones que se nos van planteando, conociendo nuevos personajes, teniendo un buen puñado de opciones diferentes para conversar con ellos y también de enfocar cómo o cuándo realizar ciertas tareas.


Conclusión

Saber combinar estilos no es tarea fácil. Además de tener muy claro qué estilos se quieren mezclar, es necesario que tengamos en cuenta qué elementos pueden ser de un estilo concreto. No olvidemos que debemos buscar un resultado satisfactorio, tanto en términos funcionales como estéticos, y por eso, hay que tener siempre en cuenta el espacio del que disponemos. Se requiere valentía para hacer algo que nadie más a tu alrededor está haciendo, y en este sentido, se agradece el intento de GoldKnights en aunar la fórmula soulslike con los factores que afectan a la toma de decisiones, aun cuando la ejecución dista mucho de ser perfecta.

Agradecemos a PLAION el material proporcionado para poder realizar este análisis.

72/100
Nota final
  • Apartado técnico
    65/100
  • Jugabilidad
    70/100
  • Duración
    80/100

Lo bueno

  • La mezcla de estilos muy distintos entre sí.
  • Decisiones con consecuencias reales.

Lo malo

  • La personalidad del protagonista. La vía del humor no casa con la propuesta.
  • Algunos problemas técnicos.
Facebook Twitter E-mail
Alejandro Serrador

Jugador empedernido que descendió a los infiernos en pos de enfrentarse a sus demonios internos. Una experiencia que, a su vez, me llevó a redactar todo tipo de escritos.

0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios