Análisis de Evertried



Muchos seguramente estarán familiarizados, o en algún punto de sus vidas habrán oído sobre el concepto del Limbo, el cual se refiere a un estado o lugar temporal de las almas pasada su vida física. Si ya conocían este término, probablemente se deba a que son de fe Católica, a que jugaron al indie homónimo o quizás porque son fans de Dead Island 2.

El caso es que Evertried maneja su estilo Roguelike de combate por turnos, dentro de una simple narrativa, en la cual encarnamos a un guerrero que acabó en el limbo luego de morir, y que ahora deberá atravesar una serie de enfrentamientos si es que desea ganarse un espacio en el más allá.

La trama por su parte funciona como una simple excusa para dar algo de ambientación al título, pero honestamente no tiene un peso real en la experiencia, por lo que realmente no vale la pena hablar demasiado al respecto. Lo único que podría mencionar al respecto, es que existe un pasado para nuestro personaje, el cual podremos elegir si queremos descubrir o no, pero que primeramente requerirá que gastemos una buena cantidad de monedas de las que conseguimos matando enemigos, por lo que dependerá enteramente de ustedes si creen que realmente vale la pena hacer esto.


Apartado técnico

Lo que sí vale y mucho, incluso a pesar de la relativamente poca profundidad con la que cuenta, es el apartado técnico. A nivel visual, este juego cuenta con un muy bonito y detallado estilo pixel art, el cual nos presenta un muy interesante y variado diseño de enemigos, en contraste con el simplista diseño de niveles que variará primordialmente en sus colores y decoración del suelo.

En cuanto al apartado sonoro no hay mucho que decir, ya que si bien contamos con música y algunos efectos de sonido, realmente no existe nada a destacar. Básicamente es un apartado que cumple a la hora de acompañar la experiencia, sin llegar a sobresalir ni arruinar la experiencia.

Por último me gustaría agregar que el juego se encuentra totalmente localizado al español, algo que en este caso en particular quizás no importe demasiado, pero que al final del día creo que vale la pena mencionar.


Jugabilidad

“Es el día de la marmota… otra vez”, famosa frase pronunciada por Bill Murray, la cual representa prácticamente a todo el género Roguelike, y que en este caso no es la excepción. El juego nos pondrá como objetivo ir escalando los diversos pisos de una torre, los cuales son generados proceduralmente, algo en lo cual podremos avanzar al eliminar a todos los enemigos que pululan por cada una de estas plataformas.

Para lograr esto deberemos no sólo aprender a utilizar las simples mecánicas a nuestra disposición, sino también mucha estrategia y sobre todo, estudiar y conocer bien a nuestros enemigos. Como ya mencione, contamos con un sistema de combate por turnos que hará que nuestros adversarios sólo puedan llevar a cabo acciones tales como atacar o moverse solamente cuando nosotros hagamos lo mismo, algo que a más de uno le recordará a, por ejemplo, Hitman GO. Dicha mecánica nos permitirá tener algo de tiempo para pensar bien cada uno de nuestros movimientos, y para lo que ayudará y mucho conocer al enemigo, en especial debido a que estos cuentan no solo con una buena variedad de ataques, sino también, con diversos tiempos de espera antes de poder realizar su siguiente acción.

Cada escenario se encuentra estructurado como una cuadrícula de 7×7 dentro de la que podremos movernos de a 1 cuadrado a la vez, o incluso 2 si es que utilizamos el botón de dash, y en donde también nos toparemos con diversos tipos de trampas tales como lanza clavos, pozos o zonas congeladas, las cuales podremos aprender a utilizar a nuestro favor, o en nuestra contra si es que no nos movemos correctamente. Esto es fundamental para la experiencia, y será necesario que aprendan a dominarlo rápidamente, si es que desean superar sin problemas los pisos más avanzados de la torre.

Por otra parte, el sistema de combate es bastante simple, contando con un botón para atacar a algún enemigo cercano, algo que también podremos hacer con el stick de movimiento al desplazarlo en dirección a estos, además de que podremos equiparnos con varias habilidades pasivas y activas las cuales podremos conseguir al intercambiar Shards(la moneda que recibiremos al eliminar enemigos) con el comerciante que aparecerá esporádicamente en el juego.

Las pasivas nos otorgan ciertas mejoras tales como marcar a un enemigo al azar al inicio de cada piso para causarle el doble de daño, aturdir enemigos al golpearlos o dejar un rastro de fuego al movernos, entre otras, las cuales nos darán una ayuda fundamental a la hora de querer sobrevivir cada desafío. Las activas por otro lado nos permitirán ejecutar una serie de habilidades que cuentan con una limitada distancia de efectividad, como por ejemplo disparar un rayo, empujar a un enemigo, crear una copia nuestra que atraiga a los enemigos o incluso, lanzar un gancho que nos acerque a los enemigos. Para poder ejecutar estas, necesitaremos cargar nuestros puntos de ataque, algo que solo podremos hacer al movernos normalmente por la cuadrícula. Tengan en cuenta que cada vez que completen un piso, estos puntos se reiniciaran, por lo que será necesario que les den un buen uso antes de que eso ocurra.

Por último, es importante mencionar que nuestro personaje podrá tolerar solamente 3 golpes antes de besar el suelo y tener que reiniciar nuestra partida, pudiendo curarnos solamente al pagarle al comerciante por esto, o con una habilidad pasiva que podremos comprar, y que restaurará nuestra vida poco a poco al ir acabando con los enemigos.


Duración

Este sin dudas es un juego cuya duración variará muchísimo de jugador en jugador, pero que al final de cuentas todo se termina resumiendo en qué tan hábiles y habituales sean en este género. Sin modos extra ni cooperativo por explotar, todo terminará dependiendo de que tanto disfrutemos la fórmula de repetir una y otra vez el camino que nos propone el título, muriendo unas 40.000.605 veces en el proceso.


Conclusión

Evertried sin dudas es un juego bastante entretenido, el cual difícilmente atrape a los ajenos al Roguelike o los combates por turnos, pero que seguramente haga que los amantes de esto encuentren una experiencia que los ayude a matar algún que otro momento de aburrimiento que pueda surgir por aquí y por allá. Definitivamente no es un juego para todo el mundo, pero igualmente recomendaría que lo prueben si es que hay algún elemento que les llame la atención, ya que incluso yo estaba medio negado a reseñarlo, pero al final del día y después de morir más veces que Kenny, se que me hubiera arrepentido de no haberlo hecho.

7.2
INTERESANTE

Lo Mejor

  • Es una experiencia tan desafiante como entretenida.
  • Gameplay simple y adictivo para fans del género.
  • La dificultad es bastante desafiante.

Lo Peor

  • No es un juego para todo el mundo.
  • En un principio moverse, puede resultar medio confuso.
  • Existe un bug en el primer jefe que los puede obligar a reiniciar la partida.
7.5 Apartado Técnico
7 Jugabilidad
7 Duración
Facebook Twitter E-mail
Alexis

El loot como vicio permanente, y los Hack n Slash como cura momentánea. Fan de Metal Gear Solid. Lo que mas me importa es la diversión y disfrutar mientras que dure, lo demás pasa a segundo plano generalmente.

Deja una respuesta