Análisis de Rogue Trooper: Redux

La historia de Rogue Trooper empieza nada más y nada menos que en 1981. Con la creación de una serie de comics del mismo nombre. Pero no fue hasta 2006 cuando apareció el juego original para Xbox. Este Redux que ve la luz diez años después ha sido creado por 2000AD, reconocido estudio ingles que también se encargó del desarrollo del original. Además desde el año 2000 forma parte de Rebellion, quien decidió darle este proyecto de rejuvenecimiento al estudio.

Rogue Trooper nos narra la historia de una guerra interminable, la Guerra Azul, como la llaman los fans, la cual se lleva a cabo en un planeta llamado Nu-Earth. Donde Norte y Sur están en constante pelea para decidir el destino de este planeta.

Rogue Trooper: Redux

En esta batalla encarnaremos a un Rogue, un soldado de color azul modificado genéticamente para soportar los gases venenosos del planeta. Desgraciadamente nuestro escuadrón es aniquilado al poco de empezar la historia, quedando como únicos supervivientes, nosotros y tres compañeros más pero de una forma algo peculiar. Tras dicho suceso, saldremos en busca de venganza a lo largo de 13 misiones como el juego original.

Apartado Técnico

Redux, que palabra más bonita y que poco usada, sin embargo, esta palabra viene a significar lo mismo a la odiada y desgastada Remasted. Rogue Trooper hace uso de ella como muchos otros lo hicieron anteriormente, como por ejemplo Metro Last Night. Sin embargo cuando el trabajo está bien hecho ya no molesta tanto y Rebellion lo ha hecho muy bien. No esperéis grandes gráficos como nos tienen acostumbrados los juegos de hoy en día, pero si una mejora sustancial respecto al título original. Donde más notaremos esta mejora es en las cinemáticas, donde la cámara enfoca bien a los personajes y vemos el gran detalle que poseen estos. Pelo, piel y ropa de los personajes ganan un nivel de realismo sin igual, incluso a nivel de los de hoy en día.

Pero no penséis que solo mejora en las cinemáticas, en el gameplay también se ven estas mejoras claramente. Tanto tierra como edificios presentan un nivel de detalle a la altura de un buen remaster. Sin embargo, y como nota discordante, habrá ciertos momentos donde se notará una bajada de esta calidad. Estos momentos suelen ser en explosiones y en ciertos objetos del juego, por ejemplo en los cristales. Donde para darles un toque de realismo se les añade como unas motas que resaltan demasiado y hacen el efecto contrario.

Rogue Trooper: Redux

Otro apartado que también mejora pero no al mismo nivel que los gráficos, es el sonido. Rogue Trooper está en perfecto español como el original, sin embargo, lo único que se ha mejorado es en la claridad de las voces y efectos. Por otro lado, no hubiese estado mal cambiar alguna de ellas, sobre todo las que se nota un claro forcejeo para simular un acento o un tipo de voz concreta.

Todo esto podremos comprobarlo desde que iniciemos el juego, ya que como pasaba antiguamente cada vez que seleccionemos el juego en nuestra Xbox One, veremos una introducción explicándonos como hemos llegado a la situación actual.

Jugabilidad

Vamos a detallar ahora un apartado que podría ser mejorado. Si eres un nostálgico y quieres revivir las mismas sensaciones de cuando jugaste el original, estas de enhorabuena, Rogue Trooper Redux se juega exactamente igual que el original. Y cuando decimos “original”, es tal cual. Precisamente, los que descubran el juego ahora notarán movimientos bruscos y mecánicas desfasadas. Esto no ha de ser tomado como algo malo, pero si no jugaste a títulos similares en esa época pueden sacarte de quicio muy pronto.

Cuando necesitemos cubrirnos, por ejemplo, simplemente deberemos correr hacia la esquina que deseemos, pero este movimiento será más difícil de aplicar de lo que pensamos, si lo intentamos muy cerca de la esquina, nuestro personaje pasará de largo. Por lo contrario, si lo hacemos muy alejados, este no se cubrirá y no podremos beneficiarnos de disparar bien cubiertos.

Tendremos un problema parecido a la hora de lanzar granadas, tanto si solo queremos lanzar una o varias en modo dispersión. Si decidimos lanzar una mientras nos cubrimos la pega está en el apuntado, ya que no será muy preciso ni podremos apuntar. Si por lo contrario queremos dispersar varias, tendremos que olvidarnos de la cobertura, ya que no es posible hacer estas dos cosas a la vez.

Sin embargo, no todo va a ser malo y es que el sistema de apuntado aunque anticuado, funciona a la perfección. Para empezar y dependiendo de lo cerca que estemos, nos darán tres maneras de ejecutar al enemigo. La más típica y usada por muchos usuarios es el disparo a la cabeza, esta ejecución será posible gracias a una pequeña señal que saldrá al lado de la cabeza. Esta señal en forma de calavera puede durar apenas unos milisegundos, por lo que tendremos que estar muy atentos si el enemigo está patrullando. Otro modo de eliminar a un enemigo, incluso a varios, es disparando a las bombonas que llevan en la espalda. Al igual que en la anterior, esta posibilidad se nos marcará con una señal, esta vez en forma de las bombonas que los enemigos necesitan para respirar. Y por último pero no por ello menos útil, la típica ejecución por la espalda, para ello tendremos que agazaparnos para hacer el menor ruido posible y una vez estemos justo detrás de él, apretar la X como se nos mostrará en pantalla.

Rogue Trooper: Redux

Una particularidad que posee el juego, es el apuntado automático que ejerce este si no estamos usando el francotirador. Este auto-apuntado se nos indicara en forma de círculo rojo sobre la parte del enemigo que estamos disparando. Este círculo nos viene a indicar el radio de disparo del arma que estamos usando, pudiéndolo cambiar en todo momento con ligeros movimientos hacia la zona que deseemos.

Hablemos ahora de nuestro armamento, este se nos otorgará en forma de mejoras bajo un coste. Cada vez que eliminemos a un enemigo, podremos saquearle para conseguir piezas, además y si estamos atentos al terreno, encontraremos recursos dispersados por él. Estos recursos deberemos gastarlos para fabricar minas, munición, botiquines y mejoras para nuestras armas. Y siendo sincero, no abundan en cantidad, por lo que se nos obliga en cierto modo a pensar que armas y habilidades queremos poseer. Esto también ayuda a que el jugador este más cómodo con su manera de jugar.

Si jugáis con bajas expectativas, Rogue Trooper os dará una grandiosa sorpresa - Tuitea esto

Además y gracias a nuestra arma principal y varias utilidades disponibles, se nos permite plantearnos de una manera diferente el juego. Pasando de ser un simple juego de disparos a introducir pequeñas gotas de estrategia y sigilo. Una de ellas es la posibilidad de instalar una torreta con nuestra ametralladora y poder activarla a nuestro antojo. Además si añadimos a la ecuación la habilidad de señuelo, seremos capaces de crear nuestras propias emboscadas. Para terminar este apartado, hay que aclarar que este juego posee una curva de dificultad muy lograda, llegando a apretar pero sin asfixiar.

Duración

Gracias a esta curva de dificultad completar el juego nos llevará entre 7 u 8 horas, tal vez algo más si nos lo tomamos a la ligera y bajamos la guardia. Si por lo contrario queremos alargar algo más el juego, podremos plantearnos el sigilo como una opción más de juego. Además, Rogue Trooper nos da la oportunidad de multijugador, alargando la vida del título. Por otro lado, cuenta con una historia muy bien estructurada, incluyendo giros argumentales, espionaje y traición a parte de mucha acción.

Rogue Trooper: Redux

Conclusión

Rebellion ha hecho un gran trabajo devolviendo a la vida este juego. Obviando que la jugabilidad es exactamente igual al original para bien o para mal, gráficamente es donde se nota el duro trabajo realizado por el equipo. Sin olvidar esa nitidez aplicada en las voces de los personajes que nos permite oír con todo detalle cada uno de los diálogos.

Sin embargo, Rogue Trooper va dirigido al jugador ocasional que desee vivir una buena aventura sin grandes complicaciones, y sin olvidarnos del nostálgico que quiera recuperar las sensaciones que le transmitió el título original.

upPros 5MByjContras
La evidente y necesaria mejora gráfica Mecánicas obsoletas
La historia de Rogue y la ambientación Multijugador insulso y olvidable
Doblado al castellano

*Nota: Agradecemos a Badland Games el código del juego y material para esta review.

Anímate a comentar esta noticia y comparte tus impresiones con nosotros. ¿No tienes cuenta en Generación Xbox aún? Regístrate aquí.

Las mejores ofertas de Xbox 

Xbox One S en Amazon
Xbox One X en Amazon
Ofertas en juegos de Xbox 
Xbox One S en MS Store
Xbox One X en MS Store
Ofertas con Gold


The following two tabs change content below.
Todo empezo por culpa de mi hermano, él me puso un mando entre las manos y mi mundo cambio. SEGA, Nintendo y hasta Sony, pero todo cambió cuando me compré la Xbox 360. Desde entonces mi pasión por esta plataforma no para de crecer.

También te puede interesar


Análisis de Nightmare Boy Analizamos Nightmare Boy, del estudio español The Vanir Project, un metroidvania muy jugoso, de estética gamberra, y dificultad rocosa.
Análisis de Dead Alliance Dead Alliance es la prueba feaciente de que combinar tendencias de moda no siempre da buenos resultados. Como shooter competitivo 4vs4 no iba mal dese...
Análisis de Sine Mora EX Analizamos Sine Mora EX. La versión para Xbox One del original shoot'em up de aviones en 2.5D que ya triunfó en Xbox 360 y PC.

Debes estar Conectado para comentar.

Últimos comentarios

  • author image
    jorge dijo:
    Totalmente cierto, soy unos de los 4 participantes, fue un despropósito total. Esperemos que game n...
  • author image
    TheGorka dijo:
    Para echar mas leña al fuego...los juegos de ahora salen “casi sin acabar” y teniendo que poner...
  • author image
    TheGorka dijo:
    Aun no me convence el juego, probe la beta y soy insider pero me parece falto atractivo para pasar m...
  • author image
    MSC KILLER dijo:
    Los forzas son juegazos. Personalmente me gustan mas los motorsport...
  • author image
    Alberto dijo:
    No, viví la de que un juego de megadrive costaba 8.000 pesetas durante años, y la de ver el Wolfen...

Análisis