El productor de Final Fantasy solo ve oriente y occidente